Cae la venta de casas usadas en Estados Unidos

No Comentado

Las ventas de casas usadas en Estados Unidos han registrado una caída mucho mayor a la prevista durante el mes de enero y ha marcado un nivel mínimo en 18 meses. Especialistas explican que esto se debe a que la combinación de un clima frío y la escasez de viviendas en el mercado, han  alejado a posibles compradores.

La Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios (NAR, por su sigla en inglés) ha comunicado el pasado viernes que las ventas de casas usadas reportaron una baja de un 5,1% en el mes de enero, a una tasa anualizada de 4.62 millones de unidades. Este es el nivel más bajo desde julio del 2012.

Economistas consultados por Reuters, habían pronosticado que las ventas caerían a un ritmo de 4.68 millones de unidades durante el mes pasado. Para el mes de diciembre, el negocio inmobiliario había alcanzado una tasa anualizada de 4.87 millones de unidades usadas.

Las ventas de casas usadas son contadas al cierre de un contrato. La cifra de enero reflejó, en su mayor parte, los contratos firmados en diciembre. El precio promedio de la vivienda usada, en enero, fue de 188.900 dólares, 10,7% más alto que un año antes.

Las zonas del noreste, el sur y la región central de Estados Unidos, reportaron bajas en las ventas de casas usadas, estas zonas se vieron afectadas por tormentas de nieve y hielo el mes pasado. Se estima que debido a las continuas gélidas temperaturas registradas en enero, las ventas probablemente serán débiles también este mes.

Sin embargo, se cree que hay otros factores, aparte del clima, que están afectando este indicador, ya que en la región oeste, las ventas bajaron un 7,3%.

Los fundamentos del sector se han debilitado. Las tasas hipotecarias han subido y el aumento de los precios ha sobrepasado con creces el crecimiento de los ingresos, lo que ha hecho que las compras de viviendas resulten inaccesibles.

Un informe reciente mostró que las preocupaciones sobre los costos laborales y la disponibilidad de terrenos para construcción perjudicaron la confianza de los constructores de casas en Estados Unidos. Por otra parte, ha habido escasez de viviendas en el mercado. Las ventas de casas usadas han bajado en cinco de los últimos seis meses, tras alcanzar un máximo nivel en julio del 2013.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)