El BCE vigilará a las cámaras de compensación en Reino Unido

No Comentado

El BCE vigilará a las cámaras de compensación en Reino Unido

La Comisión Europea (CE) ha apoyado este viernes la propuesta del Banco Central Europeo (BCE) para aumentar su supervisión sobre las cámaras de compensación de operaciones con instrumentos financieros en euros (CCP) que operan desde Reino Unido.

El Ejecutivo comunitario, en concreto, ha emitido un dictamen favorable a la recomendación que la institución presidida por Mario Draghi propuso a finales de junio para modificar el artículo 22 de sus estatutos. No obstante, aún debe recibir el visto bueno de la Eurocámara y de los Veintiocho.

“El BCE y los bancos centrales nacionales podrán proporcionar medios, y el BCE dictar reglamentos, destinados a garantizar unos sistemas de compensación y liquidación eficientes y solventes, y unos sistemas de compensación de instrumentos financieros, dentro de la Unión, así como con terceros países”, estipularía la nueva redacción.

Bruselas ha acogido “muy favorablemente” la iniciativa de proporcionar al BCE “una clara competencia normativa” en el ámbito de la compensación centralizada.

La Comisión Europea también ha destacado que este “importante cambio” permitirá al banco central “cumplir plenamente las funciones que se le confieren en la propuesta que modifica el reglamento sobre la infraestructura de mercado (EMIR).

El cambio en los estatutos supondría conferir al BCE competencias para adoptar evaluaciones vinculantes y exigir la adopción de medidas correctoras. Asimismo, cuando resulte necesario para proteger la estabilidad de la eurozona, el BCE podrá adoptar exigencias adicionales a las cámaras de compensación que liquiden importes “considerables” correspondientes a operaciones denominadas en euros.

El BCE destacó cuando propuso esta modificación que los nuevos poderes suponen “un refuerzo significativo” de sus funciones de supervisión sobre estas entidades y, en particular, sobre aquellas cámaras de compensación “sistémicamente importantes de terceros países”.

Este cambio tiene especial interés en el marco de la salida de Reino Unido del bloque comunitario, puesto que muchas de estas cámaras de compensación que operan en euros están localizadas en Londres.

En su última propuesta para reformar la regulación sobre estas entidades, Bruselas ha planteado que aquellas CCP consideradas menos peligrosas puedan seguir operando desde in tercer país. Sin embargo, aquellas que supongan un peligro sistémico para el bloque comunitario en caso de impago o quiebra tendrán que cumplir unas condiciones más estrictas.

Además, en aquellos casos en los que el riesgo sistémico sea “sustancial”, el Ejecutivo comunitario podría, tras una recomendación de la Autoridad Europea de Valores y Mercados (ESMA) y con el visto bueno del BCE, obligar a una cámara de compensación a trasladar su negocio al territorio de la UE.

 

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)