Ibercaja y Abanca aumentan los créditos a promotores

Comment Off

 

Ibercaja y Abanca aumentan los créditos a promotores

Ibercaja y Abanca son las primeras entidades en crecimiento respecto a los créditos a promotores de viviendas.

Todas las entidades bancarias están volviendo al sector inmobiliario para aprovechar su recuperación, y dejar atrás el cierre de préstamos a los promotores desde que comenzó la crisis, en el año 2007.

Los expertos en el área señalan que algunos bancos están deshaciendo posiciones para reducir su exposición vía amortizaciones naturales de los préstamos, que no son compensadas con las nuevas operaciones, ventas de carteras dañadas o canjes de deuda por inmuebles en los casos de insolvencia o dificultades de pago de los clientes.

Abanca ha registrado un aumento mayor al 10% en los préstamos a la promoción y construcción de viviendas, incluyendo la adquisición de suelos. En el caso de Ibercaja, el crecimiento es inferior, pues el avance es de apenas el 1,3%.

Las entidades financieras no quieren cometer los mismo errores o excesos del pasado, por lo que están analizando los riesgos de cada transacción y, en algunos casos, sólo ofrecen financiación para operaciones relacionadas con su balance o sus clientes.

En la mejor época, los bancos aumentaban a ritmos superiores al 30% el stock de créditos al promotor, convirtiéndose en unos de sus negocios más rentables. No obstante, hace once años, la caída del sector comenzó a hacer estragos. La banca se vio obligada a acudir a sus provisiones para cubrir riesgos y agujeros e, incluso, el Gobierno tuvo que pedir un rescate a sus socios europeos para que determinados grupos financieros materializaran las dotaciones necesarias para sanearse. En el 2012, se creó el denominado banco malo al que las entidades más problemáticas y que recibieron ayudas públicas traspasaron sus riesgos inmobiliarios. Transfirieron unos 40.000 millones netos de provisiones, además de algo más de 10.000 millones en pisos, suelo y todo tipo de inmuebles.

De acuerdo con los datos del primer semestre del año, Liberbank y Unicaja lideran las disminuciones de la exposición a los promotores con un descenso del 16 y 18%, respectivamente.

Liberbank ha puesto en marcha un plan para recortar sus activos tóxicos, entre los que se encuentran una parte de los préstamos a las inmobiliarias, para cumplir con sus compromisos con el mercado después de que se viera obligado en 2017 a ampliar su capital con el propósito de limpiar su balance y aumentar las coberturas.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados