ACS se adjudica la construcción de un hospital en Australia

Comment Off

ACS se adjudica la construcción de un hospital en Australia

CPB Contractors, empresa perteneciente a Cimic, filial australiana de ACS, se ha adjudicado un contrato con el Gobierno de Nueva Gales del Sur (Australia) para llevar a cabo una de las fases del proyecto de construcción del Hospital Campbelltown por un importe de 424 millones de dólares australianos (unos 260 millones de euros).

La construcción de este complejo hospitalario se espera que esté finalizada a mediados de 2023, según ha informado este viernes la compañía.

El proyecto adjudicado a CPB Contractors consiste en la ampliación de los servicios clínicos y de las instalaciones de salud mental y pediátrica.

En concreto, los trabajos incluyen un nuevo edificio de servicios clínicos, unidades de salud mental, servicios médicos y quirúrgicos para niños, una sala de maternidad y parto, una unidad de cuidados intensivos, y servicio de urgencias.

Michael Wright, director ejecutivo de Cimic, ha destacado la “capacidad sobresaliente” del grupo para la prestación de servicios de salud en Australia.

Por su parte, el director gerente de CPB Contractors, Juan Santamaría, ha resaltado que la empresa aportará su experiencia en otros proyectos hospitalarios “para ofrecer una instalación de primera clase para los habitantes de Campbelltown y sus alrededores”.

ACS se desprenderá de sus participaciones de control en seis autovías de peaje en sombra en España. El valor de estos activos, ubicados en Cataluña, Galicia, Castilla y León, Navarra y Castilla-La Mancha, se estima por encima de los 300 millones de euros. El grupo que preside Florentino Pérez ha contratado a BBVA para asesorar la operación.

Las seis carreteras incluidas en la desinversión son la A21-Autovía del Pirineo, en Navarra, la Autovía de la Mancha (Castilla-La Mancha), la Autovía AG-56 Santiago-Brión (Galicia) y el Eje Diagonal y la Autovía C-14 Reus-Alcover, ambas en Cataluña, según informan fuentes del mercado a elEconomista. Fuera del perímetro de venta quedan la A-308 Iznalloz-Darro, en Andalucía; la Autovía Medinaceli-Calatayud, que discurre por Castilla y León, Castilla-La Mancha y Aragón, y la Autovía del Camp del Turia CV-50 (Comunidad Valenciana).

Las seis autovías a las que ACS ha puesto el cartel de venta están gestionadas a través de su concesionaria filial Iridium bajo la modalidad de peaje en sombra. Este sistema implica que la empresa construye y financia la carretera y la Administración paga anualmente un canon en función del tráfico y la disponibilidad. Así, los usuarios no pagan directamente, sino que su conservación se costea vía impuestos.

En : General

Sobre el autor

Artículos Relacionados