España gana un 15,4% de habitantes desde el año 2000

Comment Off

España gana un 15,4% de habitantes desde el año 2000

La población española ha aumentado un 15,4% desde el año 2000, pero el 63 ,1% de los municipios y 13 provincias han perdido habitantes desde entonces.

El fenómeno de la despoblación se acentúa. En 2018, la mitad de las provincias españolas perdieron residentes respecto al año anterior. Los pueblos de 1.000 o menos habitantes, que representan el 61,5% del total de municipios españoles, son los que más han sufrido el desplazamiento de habitantes, y actualmente solo concentran al 3,1% de la población.

Por el contrario, casi el 80% de la población vive en municipios de más de 10.000 habitantes. Por provincias, destaca el aumento de personas en Guadalajara, que ha ganado un 3,8% de residentes desde el año 2000, seguida de Almería, Girona, Baleares y Tarragona.

La despoblación es un fenómeno demográfico y territorial que se inició en España a principios del siglo XX como respuesta al modelo de industrialización, que ofrecía mayor creación de empleo, competitividad e ingresos en las ciudades y, por consiguiente, una mejor calidad de vida.

El envejecimiento y el crecimiento vegetativo negativo, derivados de la salida de personas jóvenes en edad de trabajar, hacen que la despoblación persista, y sea un proceso que va más allá del flujo de población de las zonas rurales a las urbanas.

El fenómeno de la despoblación en determinadas regiones españolas se ha agudizado a lo largo del siglo XXI. En 2018, el 62,7% de los municipios y el 50% de las provincias españolas pierden población -si se compara con el año anterior- y 22 de ellas lo hacen ya 6 ejercicios consecutivos. Zamora (-1,6%), Ávila (-1,4%), León (-1,0%) y Cáceres (-0,9%) son las provincias con mayor merma poblacional en términos relativos, frente a Baleares (1,2%), Madrid (1,1%), Santa Cruz de Tenerife (1,1%) y Girona (0,8%) que se encuentran en el extremo opuesto, con ganancia poblacional.

Detrás de este incremento está el mayor número de municipios de 100 o menos habitantes, ya que pasan de 928 en el año 2000 a 1.360 en 2018, un 46,6% más. Es decir, la despoblación hace que crezca el número de municipios más pequeños y que, al mismo tiempo, en su conjunto, pierdan habitantes. En estas últimas dos décadas, la población de los municipios de 1.000 o menos habitantes ha caído un 8,9% (142.000 habitantes menos). De esta forma, han pasado de concentrar el 4% de la población en el año 2000 al 3,1% en 2018.

En : General

Sobre el autor

Artículos Relacionados