EE.UU adelanta a Francia como el mayor consumidor de vino

No Comentado

EE.UU adelanta a Francia como el mayor consumidor de vino

Estados Unidos se ha convertido en el principal mercado del vino en todo el mundo en 2013, y ha dejado a Francia en segundo lugar. Este es un hecho inédito, que sucede por primera vez en la historia, debido a la importante merma en el consumo que se produce en el país europeo.

Los clientes de EE.UU. efectuaron compras por unos 29.1 millones de hectolitros de vino en 2013, lo cual representa un aumento del 0,5 por ciento si se compara con el dato de 2012, mientras que el consumo en Francia descendió casi un 7 por ciento hasta los 28,1 millones de hectolitros, según ha señalado la Organización Internacional de Vino (OIV).

Si estas cifras se llevan a consumo per cápita, los estadounidenses se encuentran todavía por debajo al compararse con los franceses. Según los datos presentados en el año 2011, un ciudadano de Francia consume un promedio de 1,2 botellas de vino a la semana, lo cual significa seis veces más que el estadounidense promedio.

Francia ha sufrido un descenso importante en el consumo de vino per cápita, el cual ha caído más de un 20 por ciento entre los años 2002 y 2011, unos 46,4 litros al año, mientras que en el mismo período, los entusiastas consumidores estadounidenses incrementaron su consumo de vino per cápita alrededor de un 17 por ciento, hasta los 9,1 litros por persona al año.

A pesar de esta disminución en el consumo, Francia es el tercer principal productor de vino en todo el mundo, por detrás de Italia y España, pero se ubica como el primer exportador en cuanto a valor monetario, con unos 10.700 millones de dólares (7.800 millones de euros).

El director general de la OIV, Jean-Marie Aurand, afirmó en unas declaraciones que “en países como Francia, Italia y España, las personas solían beber mucho vino, pero los hábitos de consumo están cambiando, mientras tanto, los estadounidenses empiezan a apreciar cada vez más el vino, y su población es mucho mayor”.

Según datos ofrecidos por la OIV, el consumo mundial de vino sufrió un retroceso de un 1 por ciento el año pasado, hasta los 239 millones de hectolitros. Mientras que la producción en el mismo año aumentó un 9,4 por ciento, ubicándose en 279 millones de hectolitros, gracias a los altos números de producción aportados por España, Chile, Sudáfrica y Nueva Zelanda.

En : General

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)