ACS pierde 1.100 millones hasta septiembre

No Comentado

ACS, presidida por Florentino Pérez,  registró 1.099 millones de euros de pérdidas hasta septiembre, frente al beneficio de 739 millones de euros logrados en el mismo periodo del año anterior.

Estas cifras contrastan con el incremento del 56% en las ventas, hasta los 28.468 millones de euros, y del 7,3% en términos comparables. La compañía destaca en su presentación a la CNMV que “la incorporación de Hochtief y la expansión internacional del grupo permiten que la actividad fuera de España represente el 82,6% de las ventas”. En el ámbito nacional, la caída de las ventas ha sido del 22,3%, hasta los 4.965 millones de euros.

Los resultados operativos del grupo crecen fruto de la consolidación global de Hochtief desde junio de 2011. De esta forma, el ebitda aumenta un 51,5%, hasta los 2.320 millones de euros, y un 24% el ebit, hasta los 1.187 millones.

Al igual que sucedió en los resultados correspondientes a la primera mitad del año, las cuentas hasta septiembre se han visto afectadas por “varios factores extraordinarios relativos a la inversión en Iberdrola”.

En este sentido, ACS recuerda que “debido a la venta realizada en mercado de un 3,69% de Iberdrola el pasado 18 de abril de 2012, el grupo ACS ha contabilizado unas pérdidas antes de impuestos de euros 856 millones, que después de impuestos se sitúan en 599 millones de euros”.

ACS añade que “al cierre del primer semestre de 2012 se realizó un test de deterioro sobre la inversión en Iberdrola, fruto del cual se concluyó que el valor razonable de la inversión de ACS en Iberdrola era de 5,6 euros por acción. El impacto se contabilizó en la cuenta de pérdidas y ganancias del grupo ACS por un importe negativo antes de impuestos de 1.375 millones de euros; el impacto después de impuestos ascendió a 962 millones. Por su parte la participación en Iberdrola se contabiliza en el balance consolidado a su valor de mercado, 3,528 euros por acción, registrándose la diferencia entre el nuevo valor razonable de la inversión de Iberdrola y su precio de mercado al cierre en el patrimonio neto del grupo ACS, como ajustes por cambios de valor”.

Por último, respecto a las inversiones en la empresa eléctrica, ACS recuerda que “se han incorporado los costes incurridos y las pérdidas relacionadas con los procesos de refinanciación de los vehículos utilizados para la inversión en Iberdrola, cerrados durante el pasado mes de julio. El impacto neto de estos conceptos asciende a 256 millones de euros, inferior a los 302 provisionados al cierre de junio”.

Las cuentas de ACS no solo han contabilizado extraordinarios derivados de las operaciones de Iberdrola. También se recogen otros atípicos por un importe de 234 millones de euros, entre los que destacan “la venta de la participación de Abertis y la venta parcial de Clece”.

En : General

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)