Francisco Reynés, el impulsor de Naturgy

Comment Off

Francisco Reynes

 

Francisco Reynés Massanet, ha marcado una hoja de ruta clara en el proceso de cambio y modernización de Naturgy desde que llegó a la compañía en febrero de 2018.

Reynés ha buscado un nuevo rumbo económico y organizativo, más ágil y acorde con el entorno internacional que Naturgy quiere y puede liderar, un entorno en el que los elementos de transformación, como la digitalización e innovación requieren una respuesta eficaz y directa. Todo esto, sin perder de vista el crecimiento de la compañía a nivel nacional e internacional.

Hasta ahora, la andadura de Francisco Reynés en Naturgy, se ha basado en un ejercicio de relanzamiento y cambio. Un año en el que Naturgy, ha definido sus bases de su transformación para convertirse en un referente internacional, en el que se ha presentado una hoja de ruta hasta 2022 y un plan de acción claro centrado en la creación de valor.

En febrero de 2018 el valor de la acción de Gas Natural ascendía a los 18.02€ y en junio de 2018, Francisco Reynés presentó la marca Naturgy así como el nuevo Plan Estratégico 2018-2022 de la compañía energética, un nuevo camino del grupo basado en la simplicidad de gestión, el foco de atención, la eficiencia, la “accountability”, la disciplina de inversión y la innovación, pero siempre con el “foco de atención prioritario” en la creación de valor. “Nuestro Plan Estratégico se centrará en crear valor para los accionistas, los empleados, nuestros clientes y el entorno”, añadió Francisco Reynés en reiteradas ocasiones.

Durante la junta general de accionistas del pasado mes de marzo, Reynés, afirmó que Naturgy invertirá 2.000 millones de euros en 2019, de los que un 70% (unos 1.400 millones) serán en España. El objetivo de parte de estas inversiones, es aumentar la generación de energía renovable de la compañía respecto a 2018. Una clara apuesta por el futuro.

 

MAYOR BENEFICIO PARA LOS ACCIONISTAS

La Junta aprobó un dividendo total en efectivo de 1,30 euros por acción con cargo a los resultados de 2018, un 30% más que en el 2017. El día 20 de marzo se abonó en efectivo el tercer pago con un dividendo complementario de 0,57 euros por acción. Asimismo, los accionistas aprobaron una reducción de capital mediante amortización, antes del 30 de julio, de hasta 19 millones de acciones propias gracias al programa share buy back, el cual persigue aumentar la remuneración total al accionista en caso de ausencia de oportunidades de inversión inorgánica que encajaran con las líneas de crecimiento de la compañía. Hasta el 1 de marzo, Naturgy recompró acciones con esta finalidad por un importe de 200 millones de euros.

Además, la Junta General de accionista respaldó la gestión del equipo directivo en su primer año al frente de la compañía.

Naturgy ha mejorado sus resultados ordinarios y generación de caja durante el 2018. Todo ello, gracias a la evolución del negocio y la venta de activos contemplados en el Plan, centrado en el crecimiento y la reducción de deuda.
Reynés destacó ante los accionistas la salud financiera del negocio, con un beneficio neto ordinario de 1.245 millones de euros (+57%) y un resultado bruto de explotación ordinario (Ebitda) de 4.413 millones (+12%) a cierre del ejercicio 2018.

 

Francisco Reynes

 

Como consecuencia de todo lo anterior, las acciones de Naturgy subieron en 2018 un 15,64%, logrando así la mayor revalorización del Ibex 35 en el pasado año.

Además, durante este periodo también destacaron una serie de hitos relevantes como la renovación del acuerdo de suministro de gas en Sonatrach  y el laudo favorable del CIADI por Egipto , con homologación en Reino Unido. La compañía, sigue en la dirección de conseguir un acuerdo integral para restablecer el valor de la inversión.

Por otro lado, Naturgy, con Francisco Reynés como presidente ejecutivo, ha sido reconocida por sus acciones de responsabilidad social corporativa en el campo de la igualdad, logrando grandes avances en sensibilización sobre la igualdad de oportunidades y la presencia femenina en puestos de responsabilidad. Por eso, en junio de 2018 recibió el distintivo “Empresa Más Igual 2018” por su Plan Integral de Diversidad (PID), en el que el número de mujeres en la plantilla han superado el 30% del total.

La compañía presidida por Francisco Reynés cuenta además con otras certificaciones conseguidas gracias a su apuesta por la flexibilidad, el respeto y el compromiso con sus empleados como el Certificado EFR Global (Empresa Familiarmente Responsable.

Desde el principio, Francisco Reynes se ha comprometido en crear un entorno de trabajo favorable y elevar el compromiso con los empleados, a través de políticas socialmente responsables que favorezcan la igualdad y la flexibilidad promoviendo la conciliación y corresponsabilidad entre todos sus empleados.

Actualmente, el valor en bolsa de las acciones de Naturgy es de 25,39€ por acción, manteniendo su valor en alza desde que comenzó este curso 2019. Esto supone una subida de la acción de un 40,89% desde que fue nombrado Presidente Ejecutivo en febrero de 2018.

 

Francisco Reynes

 

INVERSIÓN ECONÓMICA EN ESPAÑA

Francisco Reynes, como ya hemos visto, no se ha olvidado de España. Además de las cuantiosas inversiones, Naturgy ha centrado todos sus esfuerzos en contribuir a la economía española, ofreciendo productos y servicios de calidad. La compañía cuenta con 10,5 millones de puntos de suministro de gas y 7,4 millones de puntos de suministro eléctrico con más de 1.147 MW de potencia instalada de energías renovables en España.

Naturgy recordó recientemente que la distribuidora eléctrica ha invertido cerca de 55 millones de euros desde el año 2010 en trabajos de mantenimiento de sus líneas eléctricas de alta y media tensión en Galicia, que se desarrollan en los 285 municipios gallegos en los que la compañía tiene red de distribución.

Asimismo, Naturgy participa en varios proyectos para la investigación y el desarrollo de tecnologías relacionadas con el gas renovable. El objetivo es el desarrollo de proyectos para investigar este tipo de gas, maximizar su producción y reducir sus costes.

En el marco del proyecto europeo Life Metamorphosis, la compañía ha desarrollado Methagro para la producción de biometano de alta calidad a partir de biogás obtenido de residuos agroindustriales y otros residuos orgánicos. Para ello, ha instalado una planta de upgrading de biogás en Lleida, que comenzó a operar en verano de 2018.

En Galicia se ha creado la Unidad Mixta de Gas Renovable, un proyecto conjunto de la empresa y el Centro Tecnológico EnergyLab, que cuenta con la colaboración de EDAR (Estación Depuradora de Aguas Residuales) Bens, cuyo objetivo es investigar nuevas tecnologías para obtener mejoras en la producción de biogás y biometano.

Otros proyectos relativos con el gas natural renovable son Smart Green Gas, donde se instaló una planta experimental de biometano en la EDAR de Jerez de la Frontera; y los proyectos Power 2 Biomethane y CoSin investigando nuevas tecnologías para la producción de biometano a partir de dióxido de carbono e hidrógeno.

 

TRANSFORMACIÓN SOCIAL, CORPORATIVA Y DIGITAL

En otro aspecto, en los que esta compañía que dirige Reynés, ha sido reconocida es en la transformación digital o la digitalización. En varias conferencias, Francisco Reynés, ha afirmado: “En el escenario actual y al que nos dirigimos es importante asegurar simultáneamente los tres pilares del suministro energético: costes bajos, contribución a los objetivos de mejora medioambiental y fiabilidad de suministro”.  Asimismo, recalcó la idea de que “el miedo a equivocarse, los cambios en los hábitos y las actitudes individuales son algunos de los frenos que las compañías deberían superar mientras que el compromiso con el cambio, la ambición por el éxito y la cohesión del equipo son los agentes del cambio que hay que potenciar”.

Además, en el ámbito de la responsabilidad social corporativa, Francisco Reynés ha destacado, a través de su Fundación, el proyecto Plan de Vulnerabilidad energética, fondo destinado a colectivos en riesgo de vulnerabilidad. El objetivo principal de este proyecto es la mejora de la calidad de vida de miles de personas en riesgo de vulnerabilidad, reparando equipamiento del hogar a través de la mejora en instalaciones interiores de electricidad y gas.

 

RECONOCIMIENTOS

Todas estas labores realizadas han llevado a Francisco Reynés, a ser premiado con la Medalla de Honor al Empresario del Año de Foment del Treball. Reynés también ha sido reconocido entre los 10 empresarios más influyentes de España, en concreto el número 6, y destacado entre los mejores líderes del retail español y de los empresarios que más éxito aportará a su empresa en este 2019.

Estos reconocimientos se suman a los que obtuvo en su época anterior, como en premio al Directivo del Año recibido en 2017 por los éxitos de Reynés en Abertis.  O el premio Tiépolo, que recibió Francisco Reynés en 2016.

En : General

Sobre el autor

Artículos Relacionados