11.5 C
Madrid
jueves, mayo 23, 2024
Inicio Economía y Finanzas La BBK descarta una crisis financiera como la de 2008

La BBK descarta una crisis financiera como la de 2008

La BBK descarta una crisis financiera como la de 2008

El presidente de BBK, Xabier Sagredo, ha afirmado que en absoluto se vive un escenario como el de la crisis de 2008 y ha subrayado que Kutxabank está «muy bien gestionado» y es de «los más solventes» en Europa.

Asimismo, ha eludido «enjuiciar» el impuesto a la Banca, precisando que «las leyes no están para pensarlas, están para ejecutarlas», y ha instado a «dar pasos» para ir «desfigurando» la «mala reputación» de la banca.

En una entrevista concedida a Onda Vasca, Sagredo ha reiterado su satisfacción por el hecho de que BBK, según anunció este pasado miércoles, haya completado, con 231 millones, el fondo de reserva para mantener el control en Kutxabank (con el 57% de las acciones) dos años antes del límite fijado por el regulador.

El presidente de BBK ha valorado que se ha constatado que fue «acertada» la decisión adoptada tras la aprobación de ley de cajas de ahorros y fundaciones bancarias en 2013, que obligaba a entidades con determinadas características a transformarse en fundaciones bancarias y, si quería mantener el control en Kutxabank, presentar un plan financiero reforzado que incluía dotar un fondo de reserva para poder acudir al rescate del banco ante posibles necesidades futuras de capital, así como un plan de diversificación de ingresos y gestión de riesgos.

Tras admitir que ha sido una etapa «muy complicada y con mucha presión», ha explicado que se ha logrado completar el fondo de reserva antes del plazo con «una gestión sana y prudente», pensando «a largo plazo» que está «en el ADN» de BBK porque, ha advertido, «el cortoplacismo te lleva a equivocarte».

Sagredo ha precisado que se ha actuado pensando en un plan económico financiero que le diese a la Fundación bancaria «una solvencia importante» para realizar la Obra Social que, según ha remarcado, «es la mayor por habitante del Estado y la segunda en cuantía». En esta línea, ha apuntado que ahora la Obra Social de BBK está «más protegida que nunca».

Por otro lado, preguntado por si teme un efecto contagio por las últimas noticias de incertidumbre en el sector financiero, ha afirmado que «en absoluto» se vive un escenario como el de la crisis de 2008. Aunque «vivimos en un mundo muy globalizado y, por lo tanto, muy interconectado entre unas cosas y otras», ha subrayado que Kutxabank está «muy bien gestionado» y es «el más solvente del Estado español y está entre los más solventes a nivel europeo» y, además, «tiene un accionista que está ahí para protegerle».

«Si alguien puede dar tranquilidad, sin duda alguna, esos somos nosotros», ha insistido Sagredo, quien ha defendido la importancia de «diversificar», lo que ha permitido al grupo vasco «ser de los pocos que no hemos hecho un ERE, que ha mantenido crecimiento económico y empleo» y, «lo más importante», mantener la Obra Social e incluso incrementarla «en aquellos momentos en los que tanto lo necesitaba Vizcaya».

En relación al impuesto a la Banca, ha precisado que a él nunca le parece «injusto lo que pida un gobierno». «Creo que los responsables estamos para superar las leyes. A mí en 2013-2014, se me metió una presión acuciante por no transformarnos en fundación bancaria cuando lo que tenía encima de la mesa era una ley que me obligaba a transformar a fundación bancaria. Las leyes no están para pensarlas, las leyes están para ejecutarlas», ha señalado.

Por ello, ha eludido «enjuiciar lo que se hace». Asimismo, ha apelado, ante «esa reputación tan mala que tienen algunas empresas», a empezar «entre todas y todos, y también la propia Banca, a dar pasos para que se vaya desfigurando y, por lo tanto, que el riesgo reputacional cada vez sea menor y nos vayamos enfrentando todos de una manera más amistosa entre unos y otros a ver con naturalidad y con cariño ciertas cuestiones».

El responsable de BBK ha aludido también al debate sobre el «arraigo» de las empresas, ante el que ha animado a «pensar si las empresas que estamos aquí debiéramos tener un mayor cariño y mostrar un mayor orgullo la sociedad hacia nosotros y ayudar también».

Respecto al hecho de que Kutxabank haya presentado recurso a este impuesto a la Banca, ha precisado que él es «el presidente de BBK» y hay «una gestión independizada y completamente ajena a nosotros»

Finalmente, ha abogado por «una banca digitalizada» pero que apueste por «la no exclusión financiera».

Últimas Noticias

- Advertisement -

Contenido Relacionado

- Advertisement -