Italia regula los reembolsos a clientes de bancos en quiebra

No Comentado

Italia regula los reembolsos a clientes de bancos en quiebra

La Cámara de los Diputados de Italia revalidó el texto votado en el Senado, convirtiendo en ley un decreto que regula las indemnizaciones a las que tendrán derecho los usuarios que perdieron sus ahorros, tras la quiebra de cuatro bancos el pasado mes de diciembre.

Este documento estipula el mecanismo mediante el cual podrán acceder al reembolso de sus pérdidas los inversores perjudicados por el decreto que salvó el pasado noviembre a Banca Etruria, Banca Marche, Carichieti y Carife.

En lo que concierne a los ahorradores de los cuatro bancos, se ha aumentado de cuatro a seis meses el plazo en el que podrán presentar la instancia para acceder al reembolso del 80 % de la cifra perdida.

Los criterios para acceder a este mecanismo son contar con un patrimonio inferior a los 100.000 euros, una renta inferior a los 35.000 euros brutos y además se tendrán en consideración los datos relativos al ejercicio 2014.

La nueva ley permitirá además a las instituciones bancarias acelerar la recuperación de los créditos y cuenta con mecanismos como el denominado “pacto marciano”.

Consiste en un método de valoración del bien que establece que si un cliente paga una deuda a un banco con un bien mueble o inmueble y este tiene un precio superior a lo que debe, el acreedor deberá abonar al deudor la diferencia.

Los cuatro bancos mencionados fueron rescatados por el Gobierno con un decreto que benefició a sus empleados y a titulares de cuentas, pero sin embargo no protegió a quienes poseían obligaciones subordinadas, que vieron desaparecer sus ahorros.

Esta acción suscitó la polémica en el país, debido a que numerosos ahorradores aseguraron que compraron estos productos financieros ante la insistencia y las presiones de los bancos sin ser informados de los riesgos que entrañaba adquirirlos.

El Gobierno de Matteo Renzi fue acusado por la oposición de haber incurrido en conflicto de intereses al tratar de evitar la quiebra de Banca Etruria, ya que el padre de la ministra para las Reformas, Maria Elena Boschi, fue vicepresidente durante un tiempo de esa entidad, y por esa razón el Ejecutivo fue sometido a dos mociones de censura, que no obstante superó.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)