Los 28 piden impulsar un mercado secundario de préstamos dudosos

Comment Off

Los 28 piden impulsar un mercado secundario de préstamos dudosos

Los gobiernos de la Unión Europea han alcanzado un acuerdo para impulsar el desarrollo de un mercado secundario para préstamos dudosos para conseguir que las entidades financieras comunitarias puedan desprenderse más fácilmente de estos activos tóxicos.

Los embajadores de los Estados miembros ante la UE han pactado sus ‘líneas rojas’ sobre el borrador legislativo que busca armonizar las normas para que instituciones no crediticias puedan comprar préstamos dudosos (NPL, por sus siglas en inglés) a los bancos, de forma que éstos puedan limpiar sus balances y evitar que se acumulen en el futuro.

Tras este paso, los negociadores del Consejo de la UE, la institución comunitaria que representa a los países, podrán empezar a negociar con los del Parlamento Europeo una vez que los diputados hayan fijado su posición al respecto.

El Consejo de la UE ha explicado en un comunicado que los compradores potenciales de estos activos se enfrentan a “barreras” que dificultan las compras transfronterizas debido a los diferentes regímenes legislativos de los Estados miembros. Esto conduce a un mercado secundario de NPL que en la actualidad es “ineficiente”, con baja demanda, competencia “débil” y precios de cotización bajos.

El borrador de directiva, por tanto, busca eliminar estos obstáculos a la transferencia de préstamos dudosos desde bancos a instituciones no crediticias, simplifica y armoniza los requisitos de autorización, respetando que las leyes nacionales pueden imponer otros adicionales.

La posición pactada por los gobiernos de la UE este miércoles no incluye disposiciones sobre la recuperación de los colaterales, un aspecto que sí contempla la propuesta original de la Comisión Europea.

Los gobiernos de la Unión Europea han dado su respaldo a las nuevas normas que facilitan las fusiones, divisiones y el traslado de empresas de distintos países de la Unión Europea y que tienen el objetivo de eliminar los obstáculos “injustificados” a la libertad de establecimiento en el bloque comunitario.

Los Veintiocho han aprobado a nivel de embajadores ante la UE el acuerdo alcanzado con el Parlamento Europeo sobre la nueva directiva, que todavía debe recibir el visto bueno de los eurodiputados antes de entrar en vigor. Comenzará a aplicarse 36 meses después.

En concreto, las nuevas reglas introducen procedimientos para las conversiones y divisiones transfronterizas de empresas, al tiempo que añaden normas adicionales para las fusiones entre sociedades de responsabilidad limitadas establecidas en un Estado miembro de la UE.

Sobre el autor

Artículos Relacionados