México es el primer inversor no europeo en España

No Comentado

México se ha convertido en el primer inversor de España fuera de la Unión Europea, ubicándose en el sexto lugar como inversionista por debajo de Luxemburgo, Países Bajos, Francia, Alemania y Reino Unido.

El Ministerio de Economía y Competitividad de España ha informado que México ha invertido unos 650 millones de dólares (476.9 millones de euros) en el mercado español, lo que representa un incremento de 273 por ciento interanual.

Este monto, que se midió en términos netos, descontando desinversiones, es uno de los mayores capitales productivos dirigidos por empresarios españoles a la economía mexicana, dado que éstos ascendieron a 617 millones de dólares (452.7 millones de euros), lo que representa una caída de 12,1 por ciento.

Las compañías mexicanas han mostrado especial interés en invertir en España, en sectores como el financiero, inmobiliario y de alimentos.

El Ministerio español ha señalado en su reporte anual sobre inversiones que “Latinoamérica incrementa su inversión en España en 48 por ciento y gana peso en el total, pasando de 5,2 por ciento en el 2012 a 7,1 por ciento en el 2013, aportando México 50 por ciento del total de la inversión bruta latinoamericana”.

Todos los capitales productivos captados por España fueron por más de 20.000 millones de dólares (14.677 millones de euros) en el año 2013, un aumento de 8,8 por ciento comparado con el año 2012.

José Manuel García-Margallo, Ministro de Asuntos Exteriores de España, en su visita a México ha señalado que España puede ser la “puerta” para que los empresarios hagan negocios en Europa y el norte de África.

En el año 2013, se presentaron una serie de adquisiciones de empresas mexicanas como Grupo ADO, quien compró a la compañía de autobuses española Grupo Avanza y de Sigma Alimentos, que se adueñó de una participación de Campofrío Food Group, junto con la china Shuanghui.

España es una de las economías del mundo que tiene menos restricciones a la Inversión Extranjera Directa (IED), como lo reflejó el FDI Restrictiveness Index de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) del 2012, que la situó como la sexta economía más abierta a la inversión exterior.

En España se encuentran establecidas unas 8.600 empresas extranjeras que emplean a más de 1.2 millones de personas y facturan 400.000 millones de euros al año.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)