9,8% de los venezolanos vive en pobreza extrema

No Comentado

La pobreza en Venezuela ha reportado un incremento de 6,1 puntos porcentuales para el año 2013 y se ha ubicado en un 27,3 por ciento. Las cifras del Instituto Nacional de Estadística (INE) ponen en evidencia que la crisis económica está afectando fuertemente a la población de menos recursos.

El porcentaje de hogares venezolanos que viven en situación de pobreza ha pasado del 21,2 por ciento a 27,3 por ciento de finales del año 2012 hasta el año pasado, lo que representa aproximadamente 1.79 millones más de personas pobres.

La pobreza medida por línea de ingresos muestra que en el segundo semestre del año pasado 2.791.292 ciudadanos no contaban con ingresos suficientes para satisfacer sus necesidades básicas de alimentación.

Por su parte, el indicador de pobreza extrema ha pasado de 7,1 por ciento en el año 2012 a 9,8 por ciento en el año 2013, lo que equivale a unas 737.364 personas más en pobreza extrema.

El alza constante de precios registrada en el 2013 trajo como consecuencia un índice de inflación de 56,2 por ciento que afectó de forma negativa el poder adquisitivo de los venezolanos, en especial, el incremento de los alimentos que el año pasado registraron una inflación de 73,8 por ciento.

Los indicadores de pobreza han sido descubiertos por la prensa local venezolana, justo un día después que el Presidente Nicolás Maduro señalara en un acto público que “una de las líneas de trabajo central” que creó el fallecido Presidente Hugo Chávez, fue “sustituir y terminar definitivamente los barrios de ranchos”.

Estas cifras contradicen la proclama del Presidente venezolano Nicolás Maduro quien asegura que la reducción de la población pobre es uno de los mayores logros de la “revolución socialista” y que tiene el propósito de erradicar la miseria para el año 2018.

Ante el crecimiento petrolero venezolano que se dio entre los años 2003 y 2008, cerca de ocho millones de pobres lograron mejorar sus condiciones de vida al registrar un descenso de la pobreza de 60,1 por ciento en el año 2003 a 31,8 por ciento en el año 2009.

Sin embargo, en los últimos años ese logro comenzó a desvanecerse ante el estancamiento de la economía, el incremento de la inflación y la inestabilidad cambiaria que afecta, especialmente, a los sectores más necesitados del país sudamericano.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)