La AIReF prevé un déficit público del 2,8%

Comment Off

La AIReF prevé un déficit público del 2,8%

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) prevé que el déficit público se desvíe al 2,8% del PIB en 2018, una décima por encima del 2,7% pactado por el Gobierno socialista con la Comisión Europea.

Durante su comparecencia en la Comisión de Presupuestos del Congreso, el presidente de la AIReF, José Luis Escrivá, ha explicado que la desviación al alza es consecuencia de medidas no recurrentes.

Entre esas medidas, la recuperación de la empresa Aguas del Llobregat por parte de la Generalitat de Cataluña, que acarrea una imputación de 800 millones de euros al déficit de 2018, en lugar de al de 2019 como estaba previsto.

A ello se suman sentencias que afectan a las comunidades autónomas de Baleares y Andalucía y al ayuntamiento de Valencia por 300 millones. Estas cuestiones, junto con el aumento de los intereses y la revisión del PIB, supondrán una desviación de cuatro décimas en el gasto.

Ese gasto se verá compensado en tres décimas por unos mejores ingresos, gracias a la positiva evolución de la recaudación de IRPF, Sociedades y cotizaciones, junto con el “efecto denominador” de un PIB revisado a la baja.

Esta misma semana, Eurostat informó que el déficit público en la eurozona se redujo una décima en el segundo trimestre del año, hasta el 0,1% del PIB, su cota más baja desde que comenzó la serie histórica en 2002.

En el conjunto de la Unión Europea (UE), el déficit público descendió dos décimas con respecto al trimestre previo, hasta el 0,3% del producto interior bruto (PIB), también su nivel más bajo desde 2002.

Entre marzo y junio de 2017, el déficit se había situado en el 1,4 % del PIB en la eurozona, y en el 1,5% en los Veintiocho, lo que supone un descenso interanual de 1,3 puntos y 1,2 puntos, respectivamente.

En el segundo trimestre de este año, los ingresos totales de los gobiernos de los países del euro ascendieron al 46,2% del PIB, la misma cota que en el trimestre precedente.

Por su parte, el gasto total descendió en dos décimas, hasta el 46,3% del PIB frente al 46,5% del PIB en el trimestre previo.

Sobre el autor

Artículos Relacionados