El Banco de España no modifica el colchón de capital anticíclico

Comment Off

El Banco de España no modifica el colchón de capital anticíclico

El Banco de España ha tomado la decisión de no modificar el colchón de capital anticíclico aplicable a las exposiciones crediticias en España, y mantenerlo en el 0% para el cuarto trimestre de 2020.

El Bde ha llegado a esta decisión al considerar que en el contexto de crisis actual, “es primordial” que las entidades de crédito mantengan el flujo de financiación a la actividad económica.

En consonancia con las decisiones que están adoptando las autoridades de otros países, el Banco de España no ve adecuado exigir la acumulación de este requerimiento prudencial. La decisión ha sido previamente consultada con el Banco Central Europeo (BCE) y comunicada a la Autoridad Macroprudencial Consejo de Estabilidad Financiera (Amcesfi).

El colchón de capital anticíclico es un instrumento macroprudencial contemplado en la regulación vigente para reforzar la solvencia del sistema bancario en las fases de crecimiento excesivo del crédito, que es cuando habitualmente se produce una acumulación de riesgos, suavizar las oscilaciones del ciclo crediticio y acumular colchones de capital en épocas de bonanza para poder utilizarlos cuando las condiciones se deterioran.

Como en la actual coyuntura la provisión de crédito a la economía real por parte de las entidades de crédito es una parte esencial de la estrategia para mitigar el impacto de la perturbación del coronavirus y asegurar que la reactivación económica se produce de la forma más rápida posible, el Banco de España ha decidido mantener el porcentaje del colchón en el nivel mínimo del 0%.

Asimismo, ha señalado que los indicadores habitualmente analizados para fijar el colchón han perdido buena parte de su valor informativo en la situación actual, al estar concebidos para la detección temprana de desequilibrios generados endógenamente por el propio sistema financiero en fases alcistas del ciclo, de manera que la materialización de las perturbaciones derivadas del Covid-19 y el cambio drástico en la posición cíclica de la economía que se ha producido hacen que estos indicadores “no sean apropiados”.

De hecho, el Banco de España ha advertido de que no descarta que en los próximos trimestres estos indicadores empiecen a mostrar “señales contradictorias”, como consecuencia de una combinación de caídas abruptas del PIB y aumentos del crédito, por lo que su evolución “no debe interpretarse como una señal de alerta que requiera la activación del colchón de capital anticíclico”.

Sin embargo, el Banco de España mantiene en observación otros tipos de indicadores macrofinancieros, como es el caso de la brecha de producción y el Indicador de Riesgo Sistémico.

Sobre el autor

Artículos Relacionados