Alemania cierra 2018 con un superávit récord

Comment Off

Alemania cierra 2018 con un superávit récord

La Oficina Federal de Estadística de Alemania (Destatis) ha informado que el Tesoro alemán ha registrado un superávit presupuestario récord de 58.000 millones de euros en 2018, equivalente al 1,7% del PIB de 3,38 billones de euros, lo que supone el mayor saldo positivo de las cuentas públicas germanas desde la reunificación del país.

“En términos absolutos, se trata del mayor superávit gubernamental alcanzado desde la reunificación alemana”, destacó la oficina estadística germana.

Durante el pasado ejercicio, la recaudación fiscal alcanzó un total de 1,54 billones de euros, un 4,7% más que en 2017, mientras que el gasto ascendió a 1,48 billones, un 3,2% más que el año anterior, registrándose mayores ingresos que gastos en todos los niveles de la Administración.

En concreto, el mayor superávit en 2018 correspondió al Gobierno central, con un excedente de 17.900 millones, gracias en parte a que hasta julio del año pasado no se aprobó el nuevo presupuesto, lo que limitó el gasto público, mientras que el superávit de la Seguridad Social alcanzó los 14.900 millones por la buena marcha del mercado laboral germano.

Por su parte, las cuentas municipales también se beneficiaron del aumento de la recaudación fiscal, arrojando al final de año un saldo positivo de 14.000 millones de euros, mientras que los gobiernos regionales lograron un superávit de 11.100 millones.

Desde la perspectiva de los ingresos, los mayores incrementos de la recaudación se observaron en los impuestos sobre la renta y el patrimonio (+5,7%) y la buena marcha del empleo en Alemania permitió un significativo incremento de las contribuciones sociales (+4,3%).

Por otro lado, los ingresos del Gobierno procedentes del cobro de intereses y dividendos registró un “considerable incremento” (+16,1%) como consecuencia del notable aumento del beneficio del Bundesbank en el último ejercicio.

En cuanto a los gastos, se registró un incremento por encima de la media de la inversión en formación de capital fijo (+7,9%) y las retribuciones a trabajadores (+3,9%), mientras que la factura por el pago de intereses de la deuda volvió a beneficiarse del entorno de bajos intereses, registrando una caída del 8,5%.

En el mes de febrero, la confianza de los empresarios alemanes se situó en su nivel más bajo desde diciembre de 2014, según refleja el índice elaborado por el Instituto de Investigación Económica de Munich (IFO), que ha bajado a 98,5 puntos desde los 99,3 del mes anterior, después de registrar su sexto descenso mensual consecutivo. Mientras, el pesimismo de sus expectativas a seis meses alcanza niveles de 2012.

Sobre el autor

Artículos Relacionados