El Banco Nacional de Suiza sufre pérdidas récord de 36.369 millones de euros

Comment Off

El Banco Nacional de Suiza sufre pérdidas récord de 36.369 millones de euros

El Banco Nacional de Suiza (BNS) ha registrado en el primer trimestre del año pérdidas por un importe de 38.225 millones de francos suizos (36.369 millones de euros), el peor resultado trimestral en los casi 113 años de historia del banco central helvético, como consecuencia del impacto de la crisis del Covid-19 en las posiciones de la entidad en valores y moneda extranjera, según ha indicado la institución.

“El primer trimestre de 2020 estuvo dominado por la propagación mundial del coronavirus. Las medidas adoptadas para contener la pandemia impactaron gravemente en los mercados financieros desde mediados del trimestre, y, en consecuencia, también el resultado del BNS“, ha reconocido.

De este modo, en el primer trimestre del año el banco central contabilizó un resultado adverso de 41.199 millones de francos suizos (39.199 millones de euros) en su cartera internacional, incluyendo pérdidas de 31.900 millones de francos (29.213 millones de euros) por el impacto desfavorable del entorno de mercado en las acciones, además de otros 17.100 millones de francos (16.268 millones de euros) por pérdidas vinculadas a los tipos de cambio.

Por contra, en su cartera internacional, la institución contabilizó intereses y dividendos por importe de 2.800 millones de francos suizos (2.664 millones de euros) y una plusvalía de 5.100 millones de francos (4.852 millones de euros) en títulos con intereses.

Asimismo, el banco central de Suiza informó de que sus posiciones en oro alcanzaron una valoración de 2.800 millones de francos (2.664 millones de euros), triplicando el importe del mismo periodo de 2019, a pesar de mantener sin cambios los volúmenes, mientras que las posiciones en francos suizos de la entidad reportaron un beneficio de 267 millones de francos (254 millones de euros), principalmente por el cargo de intereses negativos a los depósitos.

El BNS se constituye como una entidad especial cuyas acciones cotizan en el segmento doméstico estándar de la Bolsa de Suiza. Los accionistas mayoritarios de la institución son entidades públicas, incluyendo los cantones suizos y sus respectivos bancos cantonales.

Esta semana, Suiza ha declinado imponer el uso generalizado de mascarillas, porque considera que la mejor manera de evitar los contagios por el coronavirus es el mantenimiento de la distancia social.

Al anunciar que desde el 27 de abril y durante dos semanas la Confederación distribuirá un millón de mascarillas protectoras por día en los comercios al menudeo, el Gobierno reiteró este miércoles que no impondrá su uso generalizado.

“La mejor manera de protegerse contra el coronavirus sigue siendo el distanciamiento social y la higiene”, subrayó el ministro de Salud, Alain Berset en conferencia de prensa.

“En determinadas situaciones, las mascarillas protectoras incluso pueden ser contraproducentes y conducir a no respetar el distanciamiento social”, agregó el responsable de Epidemiología de la Oficina Federal de Salud Pública (OFSP), Daniel Koch.

Sobre el autor

Artículos Relacionados