Empeoran las previsiones para Francia

No Comentado

  Empeoran las previsiones para Francia

Las previsiones sobre la futura evolución de la economía francesa para el presente año han empeorado, según se señala en la última Encuesta Económica de Francia, realizada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

Asimismo, ha reclamado al Gobierno galo “valientes y ambiciosas” reformas para impulsar la competitividad y crear empleo.

Según recoge el informe, la economía gala crecerá una décima en 2013, en contraste con la anterior previsión que recogía un incremento del PIB del 0,3% para este año. Para el próximo ejercicio, la organización mantiene su estimación de crecimiento en el 1,3%.

Asimismo, prevé que la tasa de paro continúe subiendo en Francia tanto este año como el próximo y pase desde el 10,3% en el que concluyó 2012, al 11% en 2013 y al 11,2% en 2014.

Respecto al déficit, cree que Francia no logrará cumplir con el Pacto de Estabilidad y Crecimiento (PEC) en 2013, ya que cerrará en el 3,5%, cinco décimas por encima del objetivo marcado del 3%, que alcanzara finalmente en 2014.

En este contexto, la OCDE destaca que Francia ha evitado “el impacto más grave” tanto de la crisis económica global como de la de la eurozona, pero advierte de que el gobierno debe tomar “ahora” medidas para impulsar la competitividad de la economía gala y crear empleo.

En la presentación el informe en París ante el ministro francés de Economía y Finanzas, Pierre Moscovici, el secretario general de la OCDE, Angel Gurría, instó a Francia a hacer frente a los “cuellos de botella generalizados que han limitado el crecimiento económico y mantenido un elevado desempleo en las últimas décadas”.

“La economía francesa tiene tremendos activos y un considerable potencial, pero la excesiva regulación y unos elevados niveles de impuestos están erosionando de forma gradual su competitividad”, afirmó.

En este sentido, aseguró que Francia tiene una “oportunidad única” de implementar una estrategia de reforma “valiente y ambiciosa que restaure sus finanzas públicas, cree empleo e impulse la competitividad de las empresas”. “Una economía francesa más productiva y más competitiva no es solo un objetivo nacional, sino un importante elemento para una Europa más fuerte”, agregó.

En concreto, reclama reducir el gasto público para controlar el déficit y poder reducir los impuestos, “un elemento clave de futuros planes de competitividad”. Además, considera necesario una mayor competencia en el sector servicios y una racionalización de las políticas de viviendas.

Asimismo, la OCDE propone reformas en el mercado laboral, como una nueva definición del despido económico, una simplificación de los procedimientos de despido y una ayuda a la búsqueda de empleo y formación “más eficaz”.

En cuanto a la política fiscal, la OCDE piensa que “el tamaño, la complejidad y la inestabilidad del sistema” deben ser simplificados, ya que lastran la economía. Asimismo, la organización opina que las prestaciones por desempleo deberían ser reformadas para ahorrar costes y promover el desempleo.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)