China responde con medidas simétricas a los aranceles de EE.UU.

Comment Off

China responde con medidas simétricas a los aranceles de EE.UU.

China introducirá de manera inmediata medidas “de la misma escala” en respuesta a la decisión de EE.UU. de gravar con un arancel del 25% una serie de productos procedentes del país asiático, cuyo valor alcanza los 50.000 millones de dólares (43.000 millones de euros) al año, según ha indicado el Ministerio de Comercio de China.

“Introduciremos inmediatamente medidas impositivas de la misma escala y fuerza”, ha declarado un portavoz del Ministerio de Comercio, subrayando que China “no quiere una guerra comercial” y acusando de “miopía” al Gobierno de EE.UU.

En este sentido, el Ministerio chino ha defendido que en la actualidad iniciar una guerra comercial no va en el interés de la economía global. “Hacemos un llamamiento a todos los países para que emprendan acciones conjuntas para acabar con este comportamiento obsoleto”, ha apuntado.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha aprobado este viernes imponer aranceles del 25% a una serie de importaciones, que podrían llegar a alcanzar los 1.102 productos, procedentes de China con un valor anual de 50.000 millones de dólares (43.000 millones de euros), acusando al gigante asiático de haber “robado” tecnología y propiedad intelectual estadounidense.

Este gravamen del 25% se aplicará desde el próximo 6 de julio a una lista de 818 productos valorada en 34.000 millones de dólares (29.300 millones de euros). El paquete de los otros 284 productos, que acumulan los 16.000 millones de dólares (13.700 millones de euros) restantes, queda bajo revisión. En las próximas semanas, la Oficina del Representante de Comercio decidirá si tienen que estar sujetas a los mismos aranceles del 25%.

El anuncio del Ejecutivo de Trump llega después de que el pasado fin de semana ambos países tuvieran una reunión para abordar sus relaciones comerciales en la que estuvo presente el secretario de Comercio de EE.UU., Wilbur Ross.

Tras el encuentro, la Casa Blanca aseguró que se habían acercado posturas en materia energética y agrícola para reducir el déficit comercial de Estados Unidos con China. Según la oficina presidencial, el país asiático se había comprometido a importar más de estos productos.

Sobre el autor

Artículos Relacionados