Edmond de Rothschild AM mantiene su posición “neutral” en renta variable

Comment Off

Edmond de Rothschild AM mantiene su posición "neutral" en renta variable

Edmond de Rothschild Asset Managment ha informado que  mantiene su posición “neutral” en renta variable, y ha reducido su posición en renta fija, en respuesta a la caída de los mercados por la crisis del coronavirus, y a la espera de una “fuerte respuesta económica” para modificar su asignación.

“Seguimos a la espera de medidas sanitarias ambiciosas en Estados Unidos y Reino Unido, así como una fuerte respuesta económica al otro lado del Atlántico para modificar nuestra asignación de activos y aprovechar los niveles de valoración históricamente bajos”, ha sostenido su director de inversiones, Benjamin Melman.

Edmond de Rothschild AM considera que se trata de una situación “sin precedentes” en los mercados con una “fuerte incertidumbre” que hace que los mercados se desplomen “cada día un poco más”.

La firma prevé que la economía mundial se paralice durante “un periodo indefinido” y, de mantenerse el nivel de diferenciales de crédito en ‘high yield’, presagia “una situación extremamente complicada en los próximos meses”.

“Si Washington y Londres optaran por la contención de la población, los mercados podrían entonces considerar el comienzo del fin de la propagación de la epidemia”, ha pronosticado el experto.

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha dictaminado esta semana la prohibición, durante un mes, de la realización o incremento de posiciones cortas netas sobre las acciones en los centros de negociación españoles. La restricción ha entrado en vigor este martes, y se prorrogará al menos hasta el 17 de abril. Italia, Bélgica y Francia también las prohíben, pero solo durante la sesión de hoy.

Además, podrá seguir prorrogándose por periodos adicionales no superiores a tres meses, si bien podrá levantarse la restricción en cualquier momento sin llegar a agotar el plazo fijado.

La CNMV alega la declaración del estado de alarma en España, así como “situación de extrema volatilidad que atraviesan los mercados de valores europeos, incluyendo los españoles, su evolución en el contexto de la situación creada por el virus COVID-19 y el riesgo de que en las próximas semanas puedan producirse movimientos de precio desordenados”.

La prohibición afecta a cualquier operación sobre acciones o relacionada con índices, incluyendo operaciones de contado, derivados en mercados organizados o derivados OTC, que suponga crear una posición corta neta o aumentar una preexistente, aunque sea de forma intradiaria.

Sobre el autor

Artículos Relacionados