La demanda doméstica mantiene el PIB de Japón

Comment Off

La demanda doméstica mantiene el PIB de Japón

La economía japonesa creció un 0,2 % en el tercer trimestre de 2019 gracias al gasto de capital y el impulso de la demanda doméstica en el último minuto antes de la subida del IVA, factores que compensaron una aguda caída de las exportaciones.

Entre julio y septiembre, la tercera economía mundial se expandió a su vez un 0,1 % con respecto al trimestre precedente, de abril a junio, según los datos del producto interior bruto (PIB) publicados este jueves por la Oficina del Gabinete del Gobierno japonés.

El incremento de la inversión inmobiliaria, del 5,7 % interanual, fue el más notable durante el tercer trimestre de este año, aunque los factores que contribuyeron principalmente a mantener a flote el crecimiento fueron la inversión de capital corporativo y la demanda.

La inversión de las empresas, uno de los componentes clave de la estrategia económica del Gobierno del primer ministro Shinzo Abe para estimular la recuperación (conocida como “Abenomics“) aumentó un 3,5 % interanual en julio-septiembre y un 0,9 % intertrimestral.

Este gasto de las empresas estuvo motivado por el incremento del ahorro de los costes laborales en la industria manufacturera, unas reservas vinculadas a la acuciante falta de mano de obra en el país.

Otro factor que contribuyó a la expansión económica nipona en el citado trimestre fue el consumo doméstico, un pilar que compone casi el 60 % de la economía japonesa, y que creció un 1,4 % interanual y un 0,4 % con respecto al trimestre previo.

Este avance se vio motivado por el aumento de la demanda antes de la entrada en vigor el 1 de octubre del alza del impuesto al consumo (IVA) del 8 al 10 %, que impulsó la compra de electrodomésticos y productos de uso diario, en cuyo precio final se siente más el alza.

Este aumento puntual genera preocupación porque una vez empiecen a notarse los efectos reales de la subida del IVA, caiga el consumo y se produzca una ralentización económica en el último trimestre.

El Banco de Japón (BOJ), que recortó sus previsiones económicas al término de su última reunión mensual en octubre, calcula que en 2019 el PIB crecerá a un ritmo anual del 0,6 % y un 0,9 % en 2020. En 2018 el aumento fue del 0,7 %.

Sobre el autor

Artículos Relacionados