El Banco de España pide medidas de liquidez

Comment Off

El Banco de España pide medidas de liquidez

El Banco de España ha avisado este martes de que las empresas se enfrentan todavía a retos “muy significativos”, y ha pedido medidas de apoyo y liquidez, con una recalibración” de los ERTE, avales y flexibilidad en la gestión de impuestos, así como mejoras en los procedimientos de insolvencias y la contención de costes financieros y no financieros ante una estimación de unas necesidades de liquidez de unos 230.000 millones de euros, de los que menos de la mitad se podrían cubrir usando sus activos líquidos y recurriendo al importe no dispuesto de sus líneas de crédito, quedando pendientes unos 125.000 millones pendientes de cobertura.

Durante su intervención en un acto de la Cámara de Comercio de España, el director general de Economía y Estadística del Banco de España, Óscar Arce, ha avisado de que la solvencia de muchas sociedades no financieras se ha deteriorado por el aumento del endeudamiento y la caída de los ingresos, a lo que se suma el carácter “incompleto y desigual” de la recuperación que “no favorece una rápida mejoría de la situación financiera de las compañías”.

Además, ha indicado que el eventual agotamiento del alivio financiero proporcionado por algunas medidas (como el período de carencia de los préstamos garantizados) antes de que se asiente la recuperación supone un “elemento de riesgo”.

Por ello, ha pedido el mantenimiento de unas condiciones financieras agregadas “favorables”, apelando a la política monetaria común como “elemento clave anti-fragmentación” y al papel de la confianza y la necesidad de una estrategia integral de recuperación y crecimiento, con los fondos europeos, reformas estructurales para aumentar la capacidad de crecer sosteniblemente y una estrategia “creíble” de consolidación fiscal post-crisis.

También ha demandado medidas de apoyo a las rentas y la liquidez, como la actualización y recalibración de ERTES, avales, flexibilidad en la gestión impuestos y cotizaciones de la Seguridad Social, de acuerdo a la evolución de la crisis.

En paralelo, ha pedido sobre los procedimientos de reestructuración de deudas mejoras en los procedimientos judiciales y extrajudiciales de insolvencias que redunden en una mayor “eficiencia y agilidad”, para “salvar más empresas viables”.

Ve relevante anticiparse a un escenario de necesario despalancamiento empresarial postCovid, siendo “clave” el papel de la competitividad, cuyos resortes a corto plazo pasan por la contención de costes financieros y no financieros y flexibilidad; y a largo plazo por la productividad y las reformas.

Sobre el autor

Artículos Relacionados