La banca española, la más expuesta a Argentina

Comment Off

La banca española, la más expuesta a Argentina

Según los datos del Banco de Pagos Internacionales (BPI), los bancos españoles son los que mayor exposición a Argentina acumulan en sus balances.

El organismo atribuye a entidades españolas el 52% del riesgo de la banca internacional al país austral al cierre del primer trimestre de 2019, un porcentaje ligeramente inferior al 55,4% del mismo periodo de 2018.

Según el BPI, la exposición de la banca española a la economía argentina alcanzaba en el primer trimestre del año los 22.083 millones de dólares (19.695 millones de euros), cifra que, a pesar de ser la mayor a nivel internacional, representa un descenso del 21% respecto al dato de hace un año.

De esta cifra, la exposición de la banca española al sector bancario argentino se contaba en unos 633 millones de dólares (564 millones de euros), mientras que el riesgo relacionado con el sector oficial era de 9.872 millones de dólares (8.804 millones de euros) y de 11.578 millones de dólares (10.326 millones de euros) con el sector privado no bancario.

Por detrás de España, los bancos de EEUU, con una exposición de 8.356 millones de dólares (7.452 millones de euros), y los del Reino Unido, con 6.439 millones de dólares (5.743 millones de euros), son los que mayores riesgos asumen en el país austral.

La victoria del candidato del partido opositor Frente de Todos, Alberto Fernández, en las elecciones primarias PASO, frente al actual presidente del país, Mauricio Macri, ha devuelto este lunes a Argentina al epicentro de las turbulencias de los mercados financieros con un desplome de la cotización del peso, que ha perdido la tercera parte de su valor frente al dólar, así como de la Bolsa de Buenos Aires, a la vez que se registraba un fuerte repunte del riesgo de impago, que supera ya el 74%.

En la apertura de mercados, la moneda argentina registraba una fuerte caída respecto del ‘billete verde’, llegando a cambiarse cada dólar por un récord de 61,9955 pesos, un cruce que implica una depreciación del 30% en comparación con el precio marcado al cierre de la sesión del pasado viernes, mientras que en relación al euro el debilitamiento de la moneda del país austral era del 40%.

Sobre el autor

Artículos Relacionados