La banca española se compromete a reducir su huella de carbono

Comment Off

La banca española se compromete a reducir su huella de carbono

En el marco de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP25), los principales bancos españoles han firmado un compromiso conjunto para reducir la huella de carbono de sus carteras de crédito, con el objetivo de alinearse con los objetivos del Acuerdo de París, según han anunciado la Asociación Española de Banca (AEB), la Confederación Española de Cajas de Ahorro (CECA) y el Instituto de Crédito Oficial (ICO).

El acuerdo ha sido firmado por una veintena de los principales bancos españoles que, de forma conjunta, representan al 95% del sector. Además, ha sido presentado en el Pabellón de España en el Ifema, sede de la COP25, por el presidente de AEB, José María Roldán, el director general de la CECA, José María Méndez, y el presidente del ICO, José Carlos García de Quevedo.

Al acto también han asistido delegados de las entidades bancarias firmantes del acuerdo: Banco Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia, Banco Sabadell, Bankinter, Kutxabank, Unicaja Banco, Abanca, Ibercaja Banco, Liberbank, ING Bank, BNP Paribas, Banca March, BCC-Grupo Cajamar, Cecabank, Société Générale, Bankoa – Grupo Credit Agricole, Banco Mediolanum, Triodos Bank, Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Ontinyent, y Colonya-Caixa D’Estalvis de Pollença.

De esta forma, las firmas se han comprometido a desarrollar las “metodologías necesarias” para valorar el impacto que puede tener en sus balances la actividad desarrollada por sus clientes desde un punto de vista de preservación del medio ambiente y la lucha contra el cambio climático.

En concreto, el compromiso conlleva el impulso de medidas encaminadas a limitar el aumento de la temperatura global por debajo de los 2ºC y esforzarse para que no supere los 1,5ºC con respecto al nivel preindustrial.

“Los bancos son conscientes de que tienen en sus manos el modo de hacer frente a los desafíos y también de aprovechar las oportunidades que ofrece la lucha contra el cambio climático. Por esa razón, quieren contribuir a realizar los cambios necesarios para lograr una economía baja en carbono y resiliente al clima”, ha indicado el presidente de la AEB, José María Roldán.

Las entidades bancarias han propuesto “trabajar juntas y apoyarse mutuamente” para desarrollar estas metodologías, compartiendo las experiencias para hacer posible la comparación de resultados y la mejora de las mediciones. Además, harán “todo lo posible” para adaptarse a las mejores prácticas y estándares internacionales en este terreno.

Sobre el autor

Artículos Relacionados