La economía de la UE se recupera con lentitud

No Comentado

La economía de la UE se recupera con lentitud

La economía de la Unión Europea (UE) se recupera con lentitud. A lo largo del presente año, no ha podido acelerar su ritmo de crecimiento, después de la crisis económica y financiera vivida hace 8 años, y se mantiene en lucha contra una inflación extremadamente baja, la ralentización de mercados emergentes y los riesgos geopolíticos.

Según las previsiones macroeconómicas de la Comisión Europea, el PIB de la eurozona cerrará este año con un aumento del 1,6 % y en el conjunto de la UE con un 1,9%.

Entre los países miembros destaca Irlanda, con un crecimiento previsto del 6% del PIB, y España, con un 3,1%, a la par que Luxemburgo, pero por debajo de Malta y la República Checa (4,3% ambos), Polonia y Rumanía (3,5%) y Eslovaquia (3,2%).

Los optimistas aseguran que este es el tercer año de recuperación de la UE y que continúa creciendo a pesar de las dificultades de la economía global. Mientras que los pesimistas observan que las grandes economías crecen por debajo del 2%.

El desempleo seguirá en torno al 11% en la eurozona, y al 9,5% en los Veintiocho, y la deuda se mantendrá cerca del 90% y del 86% del PIB, respectivamente.

El déficit podría bajar al 2% en los Diecinueve gracias a los esfuerzos de consolidación, el fortalecimiento de la actividad económica y unos gastos menores como consecuencia de unos intereses bajos.

En relación a la inflación, se prevé que cierre el año con un 0,1%, muy lejos del “por debajo pero cerca del 2% a medio plazo” que había fijado el Banco Central Europeo (BCE).

La Unión Europea reconoce que se han elevado los riesgos ante un crecimiento menor en los mercados emergentes, el ajuste en China, la diferencia entre la estrategia del BCE de unos tipos a la baja y la Reserva Federal de Estados Unidos con unos al alza.

En este sentido, Mario Draghi ha pedido que se sigan estableciendo reformas estructurales y que se implementen políticas fiscales que permitan la recuperación frente a lo que él considera como una política fiscal neutral de Bruselas.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)