La OPEP prevé un aumento de la demanda de crudo hasta 2022

No Comentado

La OPEP prevé un aumento de la demanda de crudo hasta 2022

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) prevé una mayor demanda de petróleo en los próximos cinco años, a pesar del impulso global de las energías limpias y el mayor desarrollo de la tecnología de vehículos eléctricos.

Así se desprende del último informe sobre ‘Previsiones globales de Petróleo’ realizado por el organismo, que evalúa las tendencias del mercado a largo plazo, donde apunta que el consumo mundial aumentará desde los 95,4 millones de barriles al día en 2016 hasta 102,3 millones de barriles diarios en 2022, lo que implica una revisión al alza cercana a 2,3 millones de barriles al día.

No obstante, la OPEP apunta que la tasa de crecimiento se desacelerará hasta 2040, debido a la recuperación de los precios provocada por el recorte en los suministros impulsado por los productores pertenecientes al cártel y otros como Rusia o México, y que estimulará el ‘bombeo’ de los países no firmantes del acuerdo.

“Es evidente que este gran compromiso con los ajustes de producción ha sido fundamental para el proceso de reequilibrio que el mercado ha experimentado este año”, escribió el secretario general de la OPEP, Mohammad Barkindo, en la presentación del informe.

Según apunta el documento, la demanda de petróleo se situará en 111,1 millones de barriles al día en 2040, por encima de los 109,4 millones de barriles diarios pronosticados el año pasado y lo que supone un 16% más que la demanda actual, mientras que prevé que la participación de la OPEP en el mercado mundial del petróleo pase del 34% en 2016 al 37% en los próximos veintitrés años.

Sin embargo, “el pronóstico de demanda de petróleo para 2040 podría reducirse a 108,60 millones de barriles diarios si los vehículos eléctricos se integran más rápidamente de lo que se supone en el caso de referencia”, señala la OPEP.

De esta forma, la organización estima que la “rápida” adopción de vehículos eléctricos podría dar lugar a que la demanda de petróleo se “estabilice” en torno a los 108 millones de barriles al día en la segunda mitad de la década de 2030, lo que podría afectar a las perspectivas a largo plazo actuales del organismo.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)