Crédito y Caución prevé que España crecerá un 2,3%

Comment Off

Crédito y Caución prevé que España crecerá un 2,3%

La economía española registrará un crecimiento del 2,3% este año, una décima por encima de la previsión del Gobierno, y persistirá la tendencia a la baja de las insolvencias, con una mejoría en el entorno del 5%, según la aseguradora Crédito y Caución.

Estas son las últimas perspectivas de la aseguradora sobre España, que pronostican un crecimiento del empleo y un impulso del consumo, proporcionando un “cierto aislamiento” a los vientos en contra del exterior.

Tras casi una década de mejoras relevantes en los niveles de insolvencias corporativas en mercados avanzados, Crédito y Caución prevé que 2019 sea el primer año de crecimiento de las insolvencias desde la crisis financiera mundial.

Ante la previsión de que la economía mundial se ralentice en 2019, la aseguradora de crédito espera un aumento del 1% de las insolvencias en los mercados avanzados, lo que marca el final del ciclo de recuperación.

España crecerá un 2,3% este año y reducirá su número de insolvencias, según Crédito y Caución

El crecimiento global de las insolvencias será impulsado especialmente por Europa Occidental, que registrará un crecimiento del 2%, según proyecta la aseguradora, que señala que las perspectivas económicas de la eurozona se han deteriorado “significativamente” después de un segundo semestre de 2018 más débil de lo esperado.

De esta forma, espera que el aumento en las insolvencias de la eurozona sea liderado por Italia con un aumento del 6% en el número de quiebras empresariales, un 1% en Francia y hasta un 2% en Alemania, vulnerable a la desaceleración del comercio mundial y la posible imposición de aranceles en Estados Unidos.

En el resto de Europa, la tendencia alcista será liderada por el Reino Unido, donde la aseguradora prevé un aumento del 7% en las quiebras corporativas, tras el crecimiento del 10% registrado en 2018.

Esta previsión se basa en un Brexit con acuerdo, seguido de una transición suave. “Como esto es cada vez más incierto, el riesgo a la baja para nuestro pronóstico es alto”, matiza el informe.

Para Norteamérica espera una estabilización de los niveles de insolvencia, mientras que, por el contrario, en Asia-Pacífico experimentará un aumento del 1% en los niveles de insolvencia, con pequeñas mejoras en Australia y Nueva Zelanda que compensarán parcialmente el aumento en Japón.

Sobre el autor

Artículos Relacionados