El Gobierno asigna 11.956,65 millones a las CC.AA.

Comment Off

El Gobierno asigna 11.956,65 millones a las CC.AA.

El Gobierno ha asignado 11.956,65 millones de euros a las comunidades autónomas con cargo al Fondo de Financiación.

El Ministerio de Hacienda ha indicado que se destinarán 459,58 millones de euros al compartimento de Facilidad Financiera (FF), que recibirá Andalucía, y 11.497,07 millones de euros al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), que recibirán otras nueve comunidades.

Las necesidades iniciales estimadas de los compartimentos Facilidad Financiera y FLA para todo 2021 ascienden a 33.909.12 millones de euros.

Hacienda prevé que se necesitarán recursos adicionales a los previstos en este acuerdo para financiar las desviaciones de déficit de 2020 que se puedan producir.

La aprobación de este acuerdo reafirma el compromiso que tiene el Gobierno con los territorios, a través del Fondo de Financiación a Comunidades Autónomas, que le aporta liquidez a muy bajo coste, incluso en momentos como el actual en el que se mantienen las dificultades económicas y financieras derivadas de la crisis del coronavirus.

De acuerdo a lo que han informado, los 11.956,65 millones de euros se repartirán en el primer trimestre entre las autonomías adheridas al Fondo de Financiación del siguiente modo: Cataluña recibirá 5.153,89, la Comunidad Valenciana (3.068,45), Castilla-La Mancha (982,67), Aragón (673,55), Baleares (581,89), Murcia (521,98), Cantabria (205,96), Extremadura (156,55) y La Rioja (152,13)

El departamento ha recordado que Andalucía y Canarias solicitaron su adhesión al compartimento de Facilidad Financiera. Estas peticiones fueron aceptadas por Hacienda, pero el pasado 20 de enero Canarias informó su renuncia.

Están adscritas al FLA las comunidades de Aragón, Baleares, Cantabria, Castilla-La Mancha, Cataluña, Extremadura, Murcia, La Rioja y la Comunidad Valenciana.

Se les asigna un compartimiento u otro en base al cumplimiento de los objetivos de estabilidad de 2019.

El Fondo de Liquidez Autonómico es una línea de crédito creada por el gobierno español en julio de 2012 en el contexto de la crisis económica. Está concebida para que el Estado preste dinero a las comunidades autónomas y que éstas no tengan que financiar su deuda en los mercados. ​

Sobre el autor

Artículos Relacionados