S&P sube la calificación a las cédulas hipotecarias de los bancos españoles

Comment Off

S&P sube la calificación a las cédulas hipotecarias de los bancos españoles

La agencia S&P Global Ratings ha mejorado la calificación a las cédulas hipotecarias de BBVA, Bankinter, Bankia, Ibercaja, Kutxabank y Abanca, tras la mejora de la calificación crediticia de España, según informaron las entidades a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Tras la mejora del ‘rating’ del país de A- a A el pasado 20 de septiembre, la agencia ha mejorado en un nivel la calificación de las cédulas hipotecarias de Bankia e Ibercaja desde AA- a AA con perspectiva estable.

Por su parte, Bankinter, Kutxabank y Abanca han visto mejorado el ‘rating’ de sus cédulas desde AA a AA+ con perspectiva estable, mientras que las de BBVA han obtenido el ‘rating’ AA+ con perspectiva negativa.

Días atrás, la agencia de calificación crediticia elevó la nota de solvencia de la deuda soberana a largo plazo de España de ‘A-’ a ‘A’, con perspectiva estable, mientras que la canadiense DBRS acordó mantener el rating en ‘A’ pero revisando al alza su perspectiva, que ha pasado de ‘estable’ a “positiva”.

En su análisis, S&P espera que el crecimiento del PIB de España supere el de la media de la zona euro en el período 2019-2022, que la agencia estima en el 2,2% en 2019, que se desacelerará entre 2020 y 2022. Destaca igualmente que el balance exterior y la situación presupuestaria del país siguen mejorando y prevé que el déficit presupuestario de este año siga disminuyendo hasta situarse en torno al 2% del PIB.

En su justificación, la agencia indica el crecimiento económico equilibrado y la mejora de la situación presupuestaria que han hecho que el ratio deuda pública/PIB de España siga una trayectoria descendente más firme. También incide en que se ha avanzado en el desentumecimiento de los sectores público y privado. La mejora, según S&P, también refleja las perspectivas de continuación del saneamiento presupuestario. Para 2019, prevé un déficit de las administraciones públicas de alrededor del 2% del PIB, el resultado más bajo desde 2007.

El texto destaca igualmente que la economía española está mejor posicionada para soportar riesgos como un Brexit sin acuerdo o una ralentización del crecimiento en la zona euro.

Sobre el autor

Artículos Relacionados