Suben 0,5% los depósitos de hogares y empresas

Comment Off

Suben 0,5% los depósitos de hogares y empresas

El Banco de España ha informado que los depósitos de hogares y empresas, residentes en España, se elevaron un 0,5% durante el mes de noviembre, hasta 1,193 billones de euros, 7.500 millones de euros por encima del dato de octubre.

Respecto al mismo mes de 2019, cuando se situaron en 1,101 billones de euros, el incremento de los depósitos de hogares y empresas fue del 8,33%.

Según los datos del Banco de España recogidos por Europa Press, tanto los depósitos de los hogares como de las empresas se incrementaron, después de que este último colectivo experimentara un descenso en el mes inmediatamente precedente.

En concreto, los depósitos de los hogares crecieron un 0,35% en el mes, hasta 899.900 millones de euros, y un 6,87% respecto a noviembre de 2019. De su lado, los depósitos de las empresas no financieras se situaron en 293.700 millones de euros, un 1,48% por encima del mes previo y un 13,84% superior al dato de un año antes.

Según los datos del Banco de España, los depósitos del total de los residentes en España se elevaron un 1,88% en noviembre, hasta 1,534 billones de euros. Respecto al año anterior, supone un aumento del 7,56%.

El importe de los depósitos de los residentes en España más el de los que están en el extranjero también creció en noviembre, en este caso un 1,76%, hasta 1,576 billones de euros. Respecto a un año antes, el incremento fue del 7,89%.

Recientemente, el gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, sigue pensando que una política fiscal expansiva y muy activa es la respuesta correcta a la crisis del coronavirus para evitar un daño permanente, en un contexto en el que la economía española se ha visto más dañada en términos relativos que otros países de la Eurozona.

Según de Cos, la crisis del coronavirus ha tenido “un efecto muy profundo” en la economía española debido, en parte, a que su estructura productiva está más sesgada hacia los sectores más afectados por la crisis, así como a algunos problemas estructurales como el elevado nivel de trabajadores temporales, que agrega volatilidad al mercado laboral, o la gran proporción de pymes, más vulnerables ante este tipo de crisis.

En este escenario, ha recordado que el Banco de España ha abogado por que la política fiscal óptima sea tener “una política expansiva muy activa” que evite que el shock transitorio dañe permanentemente a la economía.

Sobre el autor

Artículos Relacionados