El Eurogrupo permitirá flexibilizar el déficit

Comment Off

El Eurogrupo permitirá flexibilizar el déficit

El Eurogrupo ha anunciado medidas para intentar proteger la economía de los efectos negativos que le está provocando el coronavirus. Por un lado, medidas fiscales para estimular la economía, y por otro, vía libre a flexibilizar temporalmente la senda del déficit para hacer frente al impacto económico del virus.

“Estamos preparados para utilizar todos los instrumentos políticos apropiados para conseguir un crecimiento fuerte, sostenible y protegernos de los riesgos a la baja”, dijo Mario Centeno, presidente del Eurogrupo, después de una reunión extraordinaria de los ministros de Economía realizada a través de teleconferencia.

“Estamos preparados para tomar nuevas acciones políticas, y eso incluye las medidas fiscales, cuando sean apropiadas, porque pueden ser necesarias para ayudar al crecimiento”, argumentó Centeno, quien al mismo tiempo abrió la puerta a la flexibilización de las normas de supervisión del déficit y la deuda de los países de la zona euro.

En definitiva, se trata de utilizar una de las cláusulas previstas en el Pacto de Estabilidad y Crecimiento, que permite una desviación temporal de la senda de ajuste. La cláusula puede utilizarse para permitir un gasto adicional siempre que sea debido a “un acontecimiento extraordinario”, lo que encaja perfectamente con la definición del coronavirus, y que sea sólo por un periodo temporal.

La disposición existía y era conocida, pero ahora su potencial uso recibe el apoyo explícito del Eurogrupo. “Nuestras reglas permiten flexibilizar para afrontar acontecimientos extraordinarios que queden fuera del control de los gobiernos. Ahora corresponde a la Comisión Europea aplicar estas reglas y valorar las peticiones que formulen los estados miembros”, dijo Centeno al resumir las conclusiones de esta reunión de urgencia.

La decisión llega después de comprobar no sólo que el coronavirus está teniendo un impacto en la economía global, sino que además la extensión y la duración del problema es totalmente incierta e imposible de prever en el estadio actual. Por ello, el Eurogrupo quiere que no se ahorren esfuerzos para contener la enfermedad, proporcionar los servicios de salud y los sistemas de protección para apoyar a la población afectada, y también para blindar a la economía de daños mayores.

La economía de la zona euro ya estaba sufriendo para mantener su ritmo de crecimiento. En febrero, las previsiones de la Comisión Europa fijaban un 1,2% de aumento del PIB que ahora nadie cree que pueda conseguirse, por lo que se intenta evitar que el impacto sea aún mayor.

En este sentido es Italia, el país europeo más afectado por el brote, quien primero se ha movido, anunciando inversiones por valor de 3.600 millones de euros. “Es una respuesta proporcional a la emergencia”, declaró el pasado lunes Paolo Gentiloni, comisario europeo de Economía.

Sobre el autor

Artículos Relacionados