Argentina fija en 6% el alza máxima de los combustibles

No Comentado

Este miércoles el gobierno de Argentina, anunció un acuerdo “voluntario” entre empresas productoras y comercializadoras de combustibles que estipula un aumento máximo en el precio de las naftas del 6%.

El ministro de Economía argentino, Axel Kicillof, fue el encargado de realizar el anuncio que trata de frenar la escalada de precios tras la fuerte devaluación del peso argentino.

El ministro recalcó que el convenio es “voluntario” y se logró después de entablar conversaciones entre las empresas productoras de petróleo, las refinerías y las comercializadoras.

El pacto involucra a las mayores empresas del sector, como la argentina YPF, la principal productora y comercializadora de combustibles del país, la también argentina Oil, la brasileña Petrobras, la estadounidense Esso y la anglo-holandesa Shell.

Kicillof precisó que el aumento máximo establecido para febrero es del 6% y que aquellas empresas que hayan ya incrementado el precio de sus naftas por encima de ese porcentaje retrotraerán los valores.

El ministro recordó el componente significativo de costos en dólares de los combustibles, ya que hay gasolinas que son enteramente importadas y precisó que Argentina ha comenzado a importar petróleo crudo.

“Ese componente importado obviamente afecta a la estructura de costos. Cualquier movimiento en el tipo de cambio tiene razón de ser una traslación a precios en la medida en que haya algún elemento de sus costos que esté nominado en esa divisa, que sea proveniente de la importación”, argumentó.

“A lo largo de 2013, en comparación con 2012, el consumo de naftas creció un 9 por ciento en volumen”, precisó la autoridad para justificar la necesidad de importar crudo y gasolinas.

Kicillof hizo referencia al anuncio hecho por la empresa Shell hace dos semanas, que pretendía fijar en 12% el alza del combusible en sus gasolineras en el país.

El ministro indicó que se reunieron con el presidente de la filial argentina de Shell, Juan José Aranguren. “Tuvimos una conversación a partir de la cual, comprendiendo que dentro del acuerdo general en toda la cadena de valor, los precios debían respetar números vinculados a los movimientos en los costos”, dijo.

El pasado lunes, el jefe de Gabinete de ministros, Jorge Capitanich, había criticado a Shell por aumentar un 12 % los precios en sus gasolineras en Argentina.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)