De Cos (BdE): la amenaza de un Brexit duro es un riesgo económico para la eurozona

Comment Off

De Cos (BdE): la amenaza de un Brexit duro es un riesgo económico para la eurozona

Pablo Hernández de Cos, miembro del Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo, ha dicho que la amenaza de un Brexit duro es un riesgo económico para la eurozona.

El también gobernador del Banco de España, ha dicho en un discurso que la retirada de Reino Unido de la Unión Europea “se mantiene como un foco de incertidumbre de primer orden para la actividad económica global y, especialmente, para el resto de la UE”.

En este sentido, ha explicado que “los acontecimientos más recientes, incluida la decisión de suspender la actividad del Parlamento británico por parte del nuevo primer ministro hasta mediados de octubre, han incrementado las probabilidades que los mercados otorgan a que se produzca un Brexit duro”.

El primer ministro británico Boris Johnson dijo el miércoles que suspenderá al Parlamento de mediados de septiembre a mediados de octubre, poco antes de la fecha límite del Brexit, lo que ha agudizado la crisis política más profunda del país en décadas.

De Cos también ha mencionado la situación política en Italia, las dudas que existen sobre la intensidad de la desaceleración económica de China y las vulnerabilidades en las economías emergentes como Turquía y Argentina como posibles factores de riesgo.

Además, ha dicho que las medidas proteccionistas se encuentran entre las mayores amenazas a la actividad mundial, haciendo referencia a la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

De Cos ha dicho que la caída en el índice global de gestores de compras del sector de servicios es una muestra del riesgo creciente de desaceleración de la actividad global.

Los responsables de la política monetaria del BCE están preocupados por el débil crecimiento, y las actas de su reunión del 25 de julio muestran que las opciones que consideran se incluyen una combinación de recortes de tipos de interés, compra de activos, cambios en las orientaciones sobre los tipos de interés y, posiblemente, apoyo a los bancos.

De Cos ha agregado que existe la posibilidad de que unos tipos de interés bajos dañen la estabilidad financiera y los bancos.

Para ello, “es necesario llevar a cabo un seguimiento continuo de esta cuestión para determinar si son necesarias medidas que mitiguen los efectos adversos de los tipos bajos sobre la capacidad de intermediación del sistema bancario”.

Sobre el autor

Artículos Relacionados