5.3 C
Madrid
lunes, enero 24, 2022
Inicio Economía y Finanzas Generali Investments: Buenas perspectivas de la economía española para 2022

Generali Investments: Buenas perspectivas de la economía española para 2022

 

Generali Investments: Buenas perspectivas de la economía española para 2022

Generali Investments ve buenas perspectivas para la economía española en 2022, y considera que rebasará «con creces» a la de los países europeos de su entorno.

En concreto, predice que el PIB de España se incrementará un 5,9% en el próximo año, frente a la media del 4,4% que estima para la eurozona.

El analista de la entidad Martin Wolburg ha señalado que, si bien la economía española registró la mayor contracción de la Unión Europea en 2020, con un descenso del 10,8%, la recuperación económica «ha cobrado fuerza» en el país.

Para 2022, la puesta en marcha del Fondo de Recuperación y Resiliencia seguirá proporcionando un viento de cola fiscal a España, mientras que las altas tasas de vacunación son un «buen augurio» para hacer frente a la pandemia.

Asimismo, resalta que, a diferencia de las crisis anteriores, el mercado laboral ha mostrado una «notable resistencia», mientras que la producción todavía se mantiene un 6,6% por debajo del nivel anterior a la pandemia en el tercer trimestre de 2021, por lo que existe «un enorme potencial de recuperación».

«Tras una expansión del PIB en línea con la media de la zona del euro del 5,0% en 2021, vemos a la economía española superando con creces a sus pares en 2022», con un aumento del 5,9% frente al 4,4% de la media de la zona del euro, ha señalado Wolburg.

El analista también ha realizado un análisis sobre la evolución económica de Alemania y Francia para 2022. Sobre la actividad económica alemana, Wolburg destaca que se ha visto «fuertemente» frenada por los problemas en las cadenas de suministros debido a su dependencia de las exportaciones y de la producción industrial.

Además, la elevada inflación habría llevado a unos «malos resultados» de la economía alemana en 2021, con un crecimiento previsto del 2,6%, frente a la media de la zona del euro del 5,1%.

«Con la disminución de los cuellos de botella y la normalización de la inflación, se considera que el crecimiento volverá a fortalecerse en 2022 y se acercará al 4%», señala la entidad.

Además, la nueva coalición tripartita de centro que lidera el país desde la marcha de Angela Merkel se centrará en la transición ecológica, la digitalización y la mejora de las infraestructuras, lo que requerirá una retirada «solo gradual» del apoyo de la política fiscal en los próximos años «y, por lo tanto, una vuelta a la actividad».

En cuanto a la economía francesa, Wolburg destaca que, tras una «severa recesión» como consecuencia del confinamiento decretado en 2020, este año la actividad se ha recuperado con fuerza y la producción rozó los niveles previos a la pandemia en el tercer trimestre de 2021.

Igualmente, se vio «mucho menos afectada» por los problemas de los cuellos de suministros en comparación con Alemania, mientras que el paquete fiscal ‘France Relance’ prolongará su apoyo económico en 2022.

Ante esta situación, Generali Investments estima probable que el crecimiento de Francia estará en el 6,9% en 2021 y en el 4,0% en 2022.

«La carrera de las elecciones presidenciales de 2022 puede estar reñida, pero aún así es probable que el centrista Macron obtenga otro mandato», añade.

Por su parte, el analista Paolo Zangheri, ha destacado que la economía de Italia ha protagonizado un «fuerte repunte», por lo que espera que el PIB termine con un incremento del 6,3% en 2021, mientras que debería volver a niveles previos a la crisis de la covid-19 a principios de 2022.

La «muy exitosa» campaña de vacunación en Italia habría permitido una «rápida» reapertura del sector servicios, mientras que el sector manufacturero «ha demostrado ser bastante resistente» a los problemas de oferta.

El motor de crecimiento «clave» para 2022 de Italia, cuyo PIB podría estar ligeramente por encima del 4% el próximo año, será la aplicación «satisfactoria» del plan de recuperación que debería impuslar la inversión pública y facilitar la privada.

Sin embargo, Zangheri subraya la «incertidumbre política» que generará la elección del nuevo presidente de la República de Italia. Este hecho «pondrá a prueba la solidez de la muy heterogénea coalición que apoya al gobierno de Draghi y que puede frenar su ambicioso programa de reformas», apunta el analista.

Últimas Noticias

- Advertisement -

Contenido Relacionado

- Advertisement -