Abanca rechaza el impuesto a la banca

Comment Off

Abanca rechaza el impuesto a la banca

Francisco Botas, consejero delegado de Abanca, ha anunciado que el impuesto a la banca supondría establecer “una discriminación por sectores,  lo que a su juicio “no parece adecuado”, y además “puede tener efectos perjudiciales” para la evolución de la economía.

Botas, preguntado por esta medida, ha afirmado compartir la opinión mostrada por la Asociación Española de Banca (AEB) y la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA), que avisaron de “efectos colaterales”.

“Creemos que no es la solución más adecuada”, ha señalado Botas en la presentación de resultados del primer semestre de Abanca, período en el que la entidad ganó 247 millones, un 7,86% más.

Además, ha alertado de que puede tener “efectos perjudiciales” y de que “genera una desventaja competitiva para la banca española con respecto a otros territorios”. La banca, según ha recodado, supone “poco más del 3%” del PIB, de ahí que “tener una discriminación por sectores” le parezca al consejero delegado de la entidad gallega algo “no adecuado”.

“En el fondo, lo que pensamos es que en el entorno actual creemos que tenemos que ser muy cuidadosos por cuidar la buena evolución de la economía, de generación de empleo, de valor añadido, en el entorno donde vivimos”, ha reflexionado.

En esta misma línea, el presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, ha abogado por “evitar cambios que puedan suponer una desviación” a la tendencia “favorable” de la economía.

Así, preguntado por los datos de la encuesta de población activa (EPA) publicados este jueves y también por el nuevo Gobierno central, presidido por el socialista Pedro Sánchez, Escotet ha circunscrito su respuesta al ámbito económico, del que ha dicho que la valoración “sigue siendo positiva”.

Por ello, en línea con lo señalado previamente por el consejero delegado, ha llamado a “mantener el tono de la actividad económica” y a “tratar de cuidar al máximo las tendencias de crecimiento”.

El presidente de Abanca, Juan Carlos Escotet, ha ratificado que la entidad es uno de los bancos que ha pasado a la segunda vuelta para hacerse con el negocio en España de Caixa Geral y, por lo tanto, mantiene el interés en la operación.

Durante la presentación de los resultados del primer semestre de Abanca en Santiago de Compostela, Escotet ha dicho que esta operación tiene que ser tratada “como otras adquisiciones, dentro del marco de la prudencia y la complementariedad” con el negocio actual.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados