BBVA cesa a Antonio Béjar

Comment Off

BBVA cesa a Antonio Béjar

BBVA ha decidido sacar del grupo a Antonio Béjar, expresidente de Distrito Castellana Norte (Operación Chamartín).

Béjar había sido destituido de esta filial de BBVA a finales de julio, cuando la Fiscalía pidió para él una fianza de 500.000 euros, que luego retiró, tras su declaración como imputado por el caso Villarejo en la Audiencia Nacional.

Su contrato le facultaba a ser readmitido en el banco, hecho que finalmente no se ha producido, según ha confirmado BBVA. La noticia ha sido adelantada esta mañana por La información.

Béjar es el único imputado que ha sido apartado del banco como consecuencia de la investigación por el ‘caso Villarejo‘. Fuentes oficiales de BBVA ligan directamente su cese “con la investigación interna” encargada por el banco para aclarar las circunstancias de la contratación del excomisario Villarejo para realizar trabajos para la entidad entre 2003 y 2017.

El banco encomendó esta investigación a PwC, que realizó un informe forensic [de detección de fraudes] para el banco, cuyos principales hallazgos fueron comunicados al juez instructor del caso.

En su declaración ante el juez, Béjar admitió que Cenyt, la agencia de detectives vinculada al excomisario Villarejo, realizó diversos trabajos para BBVA. En el caso de su división, los encargos consistieron en investigar el patrimonio de grandes clientes morosos del banco para recuperar deudas, según fuentes conocedoras. Béjar aseguró no conocer personalmente a Villarejo y afirmó que ni siquiera llegó a hablar con él por teléfono.

BBVA ha captado 1.000 millones en deuda senior no preferente con vencimiento en 2024.

La caída de rentabilidades en el mercado de deuda después de que el BCE anunciara que volverá a comprar deuda por importe de 20.000 millones a partir de noviembre y sin fecha de finalización se está dejando sentir en los precios de colocación. Esto sumado al apetito de los inversores ha permitido rebajar el coste de la emisión.

La operación efectuada por BBVA se cerró con un midswap (tipo de interés libre de riesgo a ese plazo) fue de 80 puntos básicos, equivalente a una rentabilidad de 0,382%. Es decir, 15 y 20 puntos básicos por debajo del precio con el que comenzó la emisión. La demanda superó los 1.500 millones. Estos bonos ofrecerán un cupón anual del 0.375%.

ABN Amro, BBVA (B&D), Citi, Mediobanca, Société Générale, UBS han sido los bancos colocadores.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados