Funcas y BdE: España debe mantener “a toda costa” su competitividad

Comment Off

Funcas y BdE: España debe mantener "a toda costa" su competitividad

Carlos Ocaña, director general de la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas), y Óscar Arce , el responsable de Economía y Estadística del Banco de España, han afirmado que España debe mantener “a toda costa” su competitividad y aumentar su productividad, si quiere seguir creciendo en el actual contexto global “incierto”.

Así lo han señalado este martes durante su intervención, en Santander, en el curso ‘La economía española en el nuevo contexto del comercio internacional’ que se está celebrando en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en el que han expuesto algunas de las causas que están provocando esta desaceleración económica y la “ralentización” del flujo comercial internacional y que han hecho que, por ejemplo, hace pocos días, para sostener la economía, el Banco Central Europeo haya anunciado su intención de mantener su política “ultraexpansiva” basada en tipos bancarios bajos e introducir, incluso, medidas adicionales.

Entre las causas de esta desaceleración económica y comercial, Arce ha citado la “pérdida de confianza” que está generando la “guerra comercial” entre Estados Unidos y China; los “desórdenes” que está provocando el “proceso caótico” del ‘Brexit’, la entrada en recesión de Turquía; las “dudas” sobre la efectividad de las medidas de estímulo en el gigante asiático o los “problemas domésticos” que están sufriendo países como Alemania, Italia, de los que, por el momento, se ha librado como “excepción” España.

Según ha explicado, todas estas circunstancias que están afectando al comercio exterior y dibujando un escenario de mayor incertidumbre han hecho rebajar las expectativas de crecimiento tanto en las economías avanzadas como en las emergentes.

Estos dos expertos han advertido que España no es ajena a este contexto pese a que, hasta ahora, la economía del país está “aguantando bastante bien” y sigue creciendo por encima de la media europea, según ha reconocido el responsable de Economía y Estadística del Banco de España.

Arce cree que la economía española puede seguir creciendo, aunque sea a un ritmo inferior al actual, “si no se materializan los riesgos” y “focos de peligro” a los que debe enfrentarse, la “mayoría externos”, como las “turbulencias geopolíticas” y “guerras comerciales” ya mencionadas, aunque también alguno interno.

Entre los riesgos internos, ha aludido a la “incertidumbre sobre el curso futuro de las políticas económicas en un contexto de elevada fragmentación parlamentaria” como el actual, con más dificultades para sacar adelante nuevas leyes o políticas o llevar a cabo la “agenda reformista ambiciosa” que el país debe afrontar.

Arce considera que para mantener el crecimiento el “principal motor” de España será la demanda interna de familias y empresas, además de una “cierta recuperación” de las exportaciones a la vista de los datos cosechados en el primer trimestre de este año. Además, considera que si el país logra mantener esta tendencia de crecimiento, la tasa de paro podría seguir reduciéndose hasta situarse por debajo del 12% a finales de 2021.

Para poder conseguir todo ello, tanto Ocaña como Arce han insistido en la necesidad de que España mantenga “a toda costa” el nivel de competitividad en que ha basado su recuperación y mejore su productividad, ya que su nivel es, según han coincidido,  “sensiblemente inferior” del de otros países de la zona euro y también de otras economías como la de Estados Unidos, un asunto este último que el representante del Banco de España considera que es el “reto importante” que se debe de afrontar.

Como ‘receta’ para mejorar la productividad, Arce cree que hay que mejorar el capital humano, para lo que aboga por invertir más en educación y también en I+D+i, aspecto este último en que el país está “a la cola”.

Además de preservar los “soportes estructurales” en los que el país ha basado la recuperación tras la crisis, como ha sido su competitividad, Arce cree que España debe afrontar los “retos pendientes”, como es la recuperación del nivel de empleo previo a la crisis o frenar el desempleo de larga duración.

También ha apuntado que no toda la sociedad ha participado por igual de los beneficios de la recuperación y ha señalado que el nivel de desigualdad sigue siendo “elevado” en relación a la comparativa internacional, para lo que apuesta por mejorar el funcionamiento de mercados “clave”, como el de trabajo y también el del alquiler.

El responsable de Economía y Estadística del Banco de España ha calificado el elevado nivel de la deuda pública y a los recursos a la financiación externa como “fuentes de vulnerabilidad”. Arce cree que el sector bancario debe continuar “reforzando” su situación financiera dentro del actual entorno “creciente, complejo y exigente”.

 

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados