El banco italiano Carige ampliará su capital

No Comentado

El banco italiano Carige ampliará su capital

El banco italiano Carige ha anunciado los detalles de su ampliación de capital de 500 millones de euros, que lanzará el próximo 22 de noviembre, después de la suspensión de la cotización de su título el pasado viernes en la Bolsa de Milán.

La antigua caja de ahorros genovesa precisó que ha suscrito el contrato de garantía para la ampliación de capital con las entidades Crédit Suisse, Deutsche Bank, Barclays Bank y Equita SIM, según un comunicado del banco.

Precisamente la ausencia de apoyos para el lanzamiento de su ampliación de capital había llevado al regulador bursátil italiano (Consob) a congelar temporalmente ayer la cotización de las acciones del banco.

Carige emitirá un máximo de 49,8 millones de nuevas acciones ordinarias y establece la opción para los accionistas de 60 títulos nuevos por cada valor ordinario que poseen estos.

El precio de emisión de cada nueva acción ordinaria será de 0,01 euros, añadió el banco en su comunicado.

La ampliación de capital es necesaria para superar los problemas financieros de la entidad y el lanzamiento de la operación se retrasó al no haber alcanzado el pasado miércoles el acuerdo con el consorcio de garantía.

En 2015, el Gobierno italiano  se vio obligado a intervenir cuatro pequeños bancos regionales (Etruria, Marche, Carife y CariChieti), dando inicio a una crisis bancaria que pareció calmarse justo antes del verano, con  la liquidación de los venecianos Popolare di Vicenza y Veneto Banca y el saneamiento de la Banca Monte dei Paschi di Siena a costa del erario público. El respiro ha durado menos de seis meses.

La semana anterior, sonaron nuevamente las alarmas, en esta oportunidad por Carige, antigua caja de ahorros genovesa, que podría ser el próximo banco italiano en caer y sería una noticia preocupante, porque se suponía que sus problemas estaban en vías de solución.

El caso de Carige es quizás el más morboso del pasado italiano reciente. Esta semana, la periodista Carlotta Scòzzari presentaba un libro sobre el fraude llevado a cabo durante quince años por el equipo del anterior presidente de esta entidad, Giovanni Berneschi, que en febrero fue condenado a ocho años de prisión por fraude y asociación de malhechores. Los hechos probados son que un comité de negocios secreto actuó como un grupo criminal con el solo objetivo de enriquecerse personalmente, y para eso tejió un diseño fraudulento minucioso y constante que condujo al progresivo empobrecimiento del banco, al que dejó con un agujero de 1.000 millones de euros.

Hace dos semanas, Carige conseguía poner su ratio de capital CET1 bien por encima del mínimo del 9% establecido por el Mecanismo Único de Supervisión (MUS), gracias a la venta de su sede en Milán por 108 millones, y la separación de una cartera de 938 millones de préstamos morosos. Además, se había llevado a cabo con éxito una conversión de bonos subordinados en acciones por valor de 510 millones.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)