Bankia reformuló sus cuentas por el FMI y la reforma financiera

No Comentado

Bankia reformuló sus cuentas por el FMI y la reforma financiera

Bankia, a través de su interventor general de Contabilidad y Control de Gestión, Sergio Durá Mañas, ha asegurado ante el juez de la Audiencia Nacional, Fernando Andreu, que la aprobación por parte del Gobierno de la reforma financiera y las recomendaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) provocaron la reformulación de las cuentas de Bankia en 2011.

Durá Mañas, que ha declarado durante más de dos horas como imputado, ha precisado que los informes del organismo internacional y el cambio en el panorama normativo español provocaron que la estimación del valor de los activos propiedad del banco bajara. La reformulación de las cuentas correspondientes a 2011, que se produjo tras la salida del equipo de Rodrigo Rato en mayo de 2012, provocó que la entidad pasara de tener unos beneficios de 309 millones de euros a unas pérdidas de 2.979 millones.

El interventor de Bankia ha señalado como principales culpables al sector inmobiliario y al incremento de la insolvencia, partidas a las que hubo que dedicar mayores dotaciones y que repercutieron en el cambio de los resultados.

Asimismo, ha reconocido que estas “circunstancias macroeconómicas excepcionales”, entre las que se encuentra el efecto generado por la crisis griega, eran generales para el conjunto de la banca española y no ha sabido explicar a preguntas del juez de por qué Bankia se vio obligada a reformular sus cuentas y otros bancos no tuvieran que haberlo.

El interventor ha asegurado, además, que en febrero y marzo de 2012 desconocía la intención del entonces presidente de Bankia, Rodrigo Rato, de solicitar ayudas públicas por valor de 7.000 millones.

El Plan de Desinversión, Saneamiento y Mejora fue presentado por Rato al Banco de España (BdE) y el Ministerio de Economía el 4 de mayo. El rechazo del Plan, que incluía mayores provisiones que el primer plan, presentado en abril, provocó su dimisión tres días después.

En cuanto a la labor efectuada por la auditora Deloitte, Durá ha indicado que Francisco Celman no presentó el preceptivo informe antes de la formulación de cuentas porque estaba esperando que el BdE aprobara su plan de recapitalización de la entidad.

En la causa, que investiga la fusión y salida a Bolsa del banco, hay 36 imputados, entre los que se encuentran 32 miembros del antiguo Consejo de Administración de la entidad financiera, que presidía Rodrigo Rato, y Bankia y BFA en calidad de personas jurídicas.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)