Cajamar gana 47 millones hasta junio

Comment Off

Cajamar gana 47 millones hasta junio

El Grupo Cooperativo Cajamar ha anunciado que obtuvo un beneficio neto consolidado de 47,01 millones de euros durante el primer semestre del año, lo que supone un incremento del 4,1% respecto al mismo periodo del ejercicio precedente.

En este sentido, el resultado antes de impuestos ascendió a 72,11 millones de euros, un incremento del 33,2% frente a los seis primeros meses de 2018, debido al aumento del volumen de negocio y de los ingresos brutos, así como a la contención de gastos de explotación.

A pesar del entorno desfavorable de tipos de interés, Cajamar mantuvo sus ingresos por margen de intereses, mientras que el margen bruto aumentó un 29,9% interanual, hasta 663,4 millones de euros, favorecido por los resultados extraordinarios derivados de las operaciones financieras y por el incremento de los resultados de las sociedades con alianzas estratégicas en un 27,7%.

El mes pasado, Cajamar Caja Rural desarrolló una jornada técnica bajo la denominación de  ‘El autoconsumo fotovoltaico’ para dar a conocer las últimas novedades sobre las condiciones administrativas, técnicas y económicas del autoconsumo de energía eléctrica, reguladas por el Real Decreto 244/2019. Esta nueva normativa tiene como principal modificación la eliminación del llamado “impuesto al sol”, y la aplicación de una compensación por excedente que contribuye a mejorar la rentabilidad de este tipo de instalaciones, tanto para los usuarios individuales como para las empresas.

El autoconsumo fotovoltaico se revela, según se explicó en esta cita, como una opción medioambiental, sostenible y que además permite ahorrar costes y ganar eficiencia tanto a los hogares, como a empresas, industrias, explotaciones y negocios en general, ya que es una energía más económica que las convencionales -tan solo el coste de la instalación y su mantenimiento- pues la producción solar es gratuita-.

La directora territorial de Cajamar en Almería, María López, que fue la encargada de inaugurar la jornada, informó a los empresarios asistentes de la nueva línea de financiación que la entidad ha puesto en marcha para empresas y sector agroalimentario, con unas condiciones muy ventajosas para estas instalaciones de energía fotovoltaica, que se amortizan en un plazo inferior a 10 años.

En este sentido, López ha explicado que “a partir de ese momento las empresas del sector agroalimentario conseguirán que, durante un periodo que se calcula en más de 15 años, sea todo ahorro para sus negocios, teniendo en cuenta que la vida útil de este tipo de instalaciones es de al menos 25 años”.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados