Ana Botín (Banco Santander) pide a la Unión Europea un instrumento común para abordar la crisis del coronavirus

Comment Off

Ana Botín pide a la Unión Europea un instrumento común para abordar la crisis del coronavirus

Ana Botín, presidenta de Banco Santander, considera necesario que la Unión Europea (UE) se dote de algún mecanismo de financiación sobre la base de que todos los países están juntos en esta crisis y señala que, si no se trata de ‘coronabonos’, tal vez sea hora de plantear algún otro tipo de instrumento común.

En una columna de opinión publicada por Financial Times, coincidiendo con la reunión virtual de ministros de Economía de la eurozona (Eurogrupo), Ana Botín señaló que “necesitamos pensar rápido y pensar a lo grande. Si no es un ‘coronabono’, tal vez sea el momento de considerar un bono común con respaldo de la UE”.

La máxima ejecutiva de Banco Santander indicó que “cuando los ministros se reúnan deben acordar un plan común”, para quien, en el caso de que los socios del euro no actúen juntos, se podría “socavar la fe del público” en el enfoque de que la UE es más fuerte cuando trabaja unida sobre el que descansan los logros económicos, políticos y sociales alcanzados durante las últimas décadas.

En este sentido, Ana Botín subrayó que cuanto más tiempo duren las medidas de confinamiento mayor será el importe de las necesidades financieras, puesto que las pymes, que componen la mayor parte del tejido empresarial europeo, no pueden sobrevivir más de unas semanas sin ingresos y, a pesar de la disposición de la banca para ayudar a los negocios, “los bancos no pueden hacerlo solos”.

“Necesitamos un nuevo plan para toda la UE basado en un concepto simple: todos estamos juntos en esto. Todos somos una Europa, y debemos evitar lo que sucedió en 2012″, defendió la presidenta del Santander en referencia a la crisis de la deuda soberana que amenazó con romper la eurozona y advierte de que “los ciudadanos españoles pueden no aceptar una medicina tan dura de nuevo”.

“En momentos así, aquellos países con los hombros más anchos deberían soportar una mayor carga”, añadió. En Este sentido, Ana Botín puso como ejemplo el plan aprobado por Alemania para ayudar a las pymes, que debería, a su juicio, ser tomado como referencia, por lo que propone que en el caso de Estados miembros sin la capacidad de ofrecer programas así por sus estrecheces fiscales, sea Bruselas las que lo haga posible.

“Debemos asegurarnos de que el dinero llegue a las personas y empresas que lo necesitan de una manera simple, directa y rápida. Ese es el imperativo”, sostuvo.

Además, subrayó la necesidad de que las personas vuelvan a trabajar rápidamente. En este sentido, Ana Botín consideró una prioridad inmediata acelerar las pruebas para detectar el virus e identificar quién lo ha tenido y quién puede regresar al trabajo de manera segura.

“Nuestro mundo no volverá a la existencia previa al coronavirus”, augura la presidenta del Santander, para quien la UE ahora “se enfrenta al momento de verdad”. “¿Todos los Estados miembros creen que estamos ‘en esto juntos’? Creo en Europa y quiero que la UE prospere una vez que esta crisis haya pasado. Así que espero que la respuesta sea “sí”. Pero el reloj corre”, concluyó la ejecutiva.

Los ministros de Finanzas de la UE no han llegado a un acuerdo en su cuarto intento para dar una respuesta conjunta a la crisis social y económica que ha generado la pandemia de Covid-19 en Europa. El Eurogrupo decidió volver a darse cita este jueves 9 de abril para tratar de desbloquear préstamos que suman casi medio billón euros.

Banco Santander ha puesto en marcha una serie de medidas para mitigar los efectos de la crisis por la pandemia del coronavirus y garantizar el bienestar de sus clientes, empleados, accionistas y otros grupos de interés. Con el fin de apoyar el esfuerzo global que se está haciendo para combatir el coronavirus, Santander ha creado un fondo para proporcionar equipamiento y materiales esenciales. Este fondo se financiará con la reducción en la retribución del consejo y la alta dirección del Grupo y con aportaciones voluntarias de los empleados del banco. Se espera que se constituya con un importe de al menos 25 millones de euros.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados