Citigroup busca renovar su sede de Nueva York

No Comentado

Citigroup renueva su sede buscando espacios de trabajo sin paredes

Citigroup está renovando su torre en el Bajo Manhattan, Nueva York, y ha apostado por espacios de trabajo sin paredes, ofreciendo a sus ejecutivos las comodidades de los rascacielos modernos, entre las que destacan una terraza en la azotea, gimnasio y ascensores rápidos.

La entidad financiera estadounidense ha adoptado un diseño de planta abierta, identificado usualmente con las empresas de tecnología emergentes.

The Wall Street Journal ha reseñado que con este diseño Citigroup promoverá la conexión de sus empleados cara a cara, además de incrementar la energía laboral y reducir costos al colocar más personas en un mismo espacio.

La nueva sede de Citigroup es más equitativa. La mayoría de los puestos de trabajo no cuenta con asignación personalizada, por lo que los empleados se verán obligados a devolverse a sus casas con sus efectos personales después de finalizar la jornada laboral. Michael Corbat, presidente ejecutivo, ha ejercido presión por el nuevo diseño a pesar de reconocer que no será popular entre el personal.

Corbat ha señalado que “probablemente habrá ocasionalmente una persona que diga, ‘He pasado la mayor parte de mi carrera en una oficina y no quiero cambiar eso ahora’. Pero esta opinión hay que contrapesarla con los beneficios para el resto de la organización, es un riesgo que nos sentimos cómodos tomando”.

Los expertos no se han puesto de acuerdo sobre si las oficinas abiertas promueven la comunicación o más bien la distracción del personal. Corbat, que apoya la primera opinión, ha contado que tomó como ejemplo a Michael Bloomberg, otro veterano de Salomon Brothers, quien como alcalde de Nueva York trabajó en un escritorio en medio de la alcaldía.

Este espacio de trabajo que no tiene paredes intenta disminuir las jerarquías, lo cual difiere completamente con lo que el sector financiero ha buscado.

Actualmente, sólo los tres pisos más altos de la sede de Citigroup estarán renovados por completo cuando los ejecutivos se muden este mismo mes. El resto de las modificaciones se llevará a cabo en los próximos cuatro años. Cuando la renovación culmine, el rascacielos contará con una capacidad para 12.500 empleados, en comparación a los 9.000 que posee hoy día.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)