Ibercaja pierde 485 millones en 2012 tras realizar saneamientos

No Comentado

Ibercaja pierde 485 millones en 2012 tras realizar saneamientos

Ibercaja cerró 2012 con pérdidas de 485 millones de euros debido a las fuertes provisiones de 1.433 millones de euros realizadas en el conjunto del ejercicio, superiores en 6,8 veces al total provisionado en 2011, que se ha consolidado entre el grupo de entidades bancarias más sanas del país y sin haber recibido ayudas públicas.

Ibercaja ha acreditado la fortaleza de sus ingresos recurrentes, que sumados a los ingresos extraordinarios destinados a cubrir las necesidades de capital dictaminadas por Oliver Wyman le han permitido obtener unos resultados antes de saneamientos de 748 millones, un 163% más que en 2011.

Todo ello en un ejercicio caracterizado por la recesión económica, el descenso de la actividad y los profundos cambios regulatorios, informó la entidad en un comunicado.

Además, ha logrado situar su ratio de capital en un 10,4%, muy por encima del 9% exigido a partir del 1 de enero de 2013, y ha contenido su ratio de morosidad en el 5,48%, un 48% inferior a la media del sistema.

De acuerdo con los nuevos requisitos de provisiones, Ibercaja ha incrementado sustancialmente el saneamiento de sus activos inmobiliarios en un solo ejercicio, cumpliendo con las exigencias de los Reales Decretos y sin recurrir a la venta de ningún activo estratégico.

Ibercaja ha concluido 2012 “preservando las fortalezas que le permiten ser una de las entidades más solventes de España y de las pocas cajas de ahorro que siguen siendo dueñas al 100% de su banco: acreditada capacidad para generar resultados, elevado capital, posición holgada de liquidez y control de la morosidad”, han resaltado desde la entidad.

Entre sus fortalezas destaca la capacidad para generar resultados. El margen recurrente minorista, que no tiene en cuenta resultados extraordinarios, se ha situado en 315 millones, un 33,68% más que en 2011.

Por otro lado, la gestión activa de carteras de renta fija y variable, junto a otras operaciones extraordinarias destinadas a cubrir los requerimientos de capital de Oliver Wyman -evaluadas en 226 millones de euros para el escenario más adverso-, han generado ingresos por otros 433 millones de euros.

Fruto de la política de contención que aplica la entidad desde el inicio de la crisis, este año se ha seguido avanzando y los gastos de explotación se han reducido un 4,4%. Los resultados antes de saneamientos ascenderían así a 748 millones, un 163% más que en 2011.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)