ING consume solo energía renovable en sus edificios en España

Comment Off

ING consume solo energía renovable en sus edificios en España

ING ha informado que se abastece al 100% de energía eléctrica renovable en sus edificios y oficinas en España, en el marco de su compromiso con un modelo de banca responsable.

La entidad ha firmado con Nexus Energía un contrato de suministro eléctrico con ‘Garantías de Origen’ por parte de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que le permitirá asegurarse de reducir su impacto ambiental y colaborar con la sostenibilidad del medio ambiente, según ha comunicado.

ING da este paso en línea con su estrategia por el desarrollo de un modelo respetuoso con el medio ambiente, abasteciéndose de energía limpia principalmente procedente de fuentes fotovoltaicas, con un total de 42 puntos de suministro con un consumo anual de 7 gigavatios-hora (GWh).

“Esto supone un hito energético para la entidad que, en España, continúa mejorando los recursos necesarios para disminuir en todo lo posible el impacto que genera el desarrollo de su actividad diaria”, ha destacado el banco.

ING lanzó recientemente un proyecto, denominado ‘Naranjas por fuera, verdes por dentro’, con el objetivo de convertir todos sus edificios en España en espacios libres de plástico.

Además de sustituir los bidones de agua por fuentes conectadas a la red, y los vasos y cucharillas de plásticos por otros de madera y cartón, ha entregado a todos los empleados botellas de cristal, ha repartido bolsas reutilizables y ha puesto a disposición de todos los profesionales cubos que permiten la separación de residuos para impulsar el reciclaje.

Esta misma semana, el banco captó 600 millones de euros en su estrategia ‘Inversión Naranja Plus’, lanzada hace poco más de medio año, principalmente por la transformación de sus clientes ahorradores en inversores.

“Seis meses después del lanzamiento podemos concluir que estamos simplificando la inversión, ya que el 40% no eran inversores antes, sino ahorradores”, ha afirmado el director de ahorro e inversión de ING España, Jan Van Sande.

ING se propuso con su estrategia “resolver muchas de las falsas creencias” de los ahorradores que querían empezar a invertir ofreciendo diversificación, rentabilidad –sin querer batir al mercado– y bajas comisiones, según ha detallado Van Sande.

No obstante, por cada inversor del banco aún hay siete clientes que solo tienen cuenta corriente. “Tenemos muchos ahorradores que quieren sacar más rentabilidad a sus ahorros, pero identificamos que a la hora de invertir tienen muchas falsas creencias”, ha sostenido el directivo belga.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados