Patronal y sindicatos revisarán semanalmente el acuerdo sobre renovación de convenios

No Comentado

CEOE

Las patronales CEOE y Cepyme y los sindicatos CC.OO. y UGT han firmado un acuerdo para mantener la vigencia de los convenios denunciados en negociación y evitar que decaigan a partir del 8 de julio, cuando venza el límite de un año dado por la reforma laboral. Asimismo, las partes se han comprometido a hacer trasladarse semanalmente las posibles “incidencias” que pudieran surgir en su aplicación.

En posterior comparecencia ante los medios, tras algo más de una hora de reunión en la Comisión de Seguimiento del II Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) en el Servicio Interconfederal de Mediación y Arbitraje (SIMA), los secretarios de Acción Sindical de CC.OO. y UGT, Ramón Górriz y Toni Ferrer, no han ocultado que la rúbrica ha estado precedida de “ciertas vicisitudes”.

Sobre su contenido, han avanzado que, en tanto el acuerdo es una recomendación a nivel confederal para las distintas unidades de negociación de los convenios, “es previsible que haya resistencias”.

Ante esta perspectiva, las partes han convenido, según los sindicatos, revisar con carácter “semanal” para detectar las posibles “incidencias” que se puedan producir y, por su parte, las centrales mantendrán el calendario de movilizaciones para desbloquear los convenios pendientes.

En cualquier caso, Górriz ha asegurado que el acuerdo es “bueno” e “importante” para evitar que “interpretaciones torticeras” de la reforma laboral llevaran a la extinción de unos 1.470 convenios en negociación, que afectan a unos 2,8 millones de trabajadores. En este sentido, el acuerdo es, a su juicio, “una enmienda a la reforma laboral”.

“El acuerdo va a servir para impulsar en los próximos días el desbloqueo de convenios colectivos en un momento en el que está habiendo una conflictividad importante”, ha dicho en referencia a las movilizaciones que se están produciendo en Cataluña y el País Vasco. Pese ello, los sindicatos prevén mantener el calendario de movilizaciones hasta el próximo 16 de junio.

Por su parte, Ferrer ha asegurado que con el acuerdo firmado “se recupera la autonomía colectiva” y se demuestra que la reforma laboral “además de injusta era injustificada”. “Es posible dar soluciones a través de la negociación. El acuerdo conlleva que la negociación colectiva sigue siendo un instrumento útil y necesario”, ha apostillado.

Este ‘Acuerdo sobre ultraactividad de los convenios colectivos’ se integra en el II Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (II AENC) con la pretensión de crear un clima de confianza mutua y un compromiso para agotar las negociaciones en los procesos de renovación de convenios vigentes más allá del límite establecido por la reforma laboral.

Y es que la aplicación de lo establecido en la reforma laboral abría la puerta a que se pudieran dejar decaer miles de convenios y a que millones de trabajadores perdieran los avances logrados en materia de salarios, jornadas o libranzas, ya que en ausencia del convenio de empresa, se acogerían al de ámbito superior, y, de no haberlo, al Estatuto de los Trabajadores, en el que se recogen los derechos mínimos de los empleados.

Con todo, este acuerdo, de ocho puntos, se ha firmado a nivel confederal y no deja de ser una declaración de intenciones que no obliga a que en las unidades de negociación concretas puedan darse bloqueos intencionados de los convenios por algunas de las partes.

Este marco, que se orienta en la dirección de la última propuesta sindical, insta, en el caso de los convenios en fase de negociación en los que no exista una cláusula de mantenimiento de la vigencia del convenio hasta que se cuente con un nuevo acuerdo, deberán intensificar los procesos en curso antes del 8 de julio.

En el caso de no ser posible, promueve que las partes acuerden la continuidad del proceso de negociación más allá de los plazos legales o que se establezca un plazo máximo de negociación, manteniendo en ambos casos la vigencia del convenio durante este periodo. En este punto, el acuerdo no establece plazos orientativos a los negociadores sobre el tiempo de prolongación del convenio denunciado.

Asimismo, posibilita que en cualquier momento de esta negociación una o ambas partes puedan dar por agotadas las negociaciones, en cuyo caso acudirán a una “mediación obligatoria o arbitraje voluntario”, contando para ello con los actuales medios de solución de conflictos.

En el caso de los convenios que se lleven negociando ya más de dos años sin que se haya logrado un acuerdo de renovación, las partes consideran que se debe proceder “con urgencia” a los sistemas autónomos de solución de conflictos.

Por otro lado, el acuerdo reitera la necesidad de renovar y actualizar los convenios para mejorar la competitividad de las empresas y estabilidad en el empleo, así como la potenciación de los mecanismos de flexibilización interna negociada, ya previstos en el II AENC, en detrimento de los despidos. Asimismo, hace un llamamiento a la revisión e innovación de los convenios y a la mejora de las técnicas regulatorias.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)

Twitter

Telefónica, entre las principales empresas que atraen y retienen el talento noticiasbancarias.com/general…

Hace alrededor de 9 horas del Twitter de Noticias Bancarias vía NB_WordPress