El FMI empeora sus previsiones para Francia

No Comentado

Según el FMI, la economía de Francia sufrirá una contracción del 0,2% este año y apenas crecerá ocho décimas en 2014. El FMI recomienda a Francia profundizar en las reformas para liberalizar sectores y reducir costes laborales con el fin de recuperar la competitividad perdida, así como mantener bajo control el gasto público.

De este modo, la institución internacional ha revisado ligeramente a la baja sus anteriores previsiones para el país galo, que apuntaban a una caída del PIB de una décima este año y una expansión del 0,9% el próximo.

“Ante la persistente incertidumbre y debilidad de los indicadores económicos, proyectamos que la recuperación sólo comenzará a desarrollarse en la segunda mitad de 2013”, apunta la institución internacional en las conclusiones del ‘Artículo IV’ sobre Francia, donde advierte de que los riesgos para estas previsiones se inclinan a la baja por las “precarias” perspectivas de crecimiento para Europa.

En el caso de Francia, el FMI destaca las rigideces existentes en la economía del país galo, que dificultan el crecimiento y la creación de empleo, advirtiendo de que la brecha de competitividad respecto a sus socios comerciales  continúa siendo uno de los principales lastres.

“El entorno externo está cambiando con rapidez, con los países de la periferia del euro registrando importantes ganancias de competitividad”, añade el FMI, que subraya la necesidad de que París refuerce las reformas anunciadas por el Gobierno.

No obstante, la institución internacional recuerda que Francia cuenta con importantes fortalezas, como el relativamente bajo endeudamiento de familias y empresas, lo que podría contribuir sustancialmente a impulsar el crecimiento.

De este modo, el informe del FMI señala como “el desafío más acuciante” para Francia la necesidad de restaurar la competitividad perdida y revitalizar el crecimiento de su economía mediante medidas de de apoyo fiscales, financieras y reformas estructurales.

La institución considera que Francia debe perseverar en el esfuerzo de consolidación desarrollado en los tres últimos años, aunque apunta que el país galo cuenta con margen para moderar el ritmo de ajuste.

En este sentido, el FMI hace hincapié en que el ajuste de Francia se concentre en el ámbito del gasto público. Así, el informe señala que la previsión de crecimiento del gasto público (0,4% en 2014 y 0,3% en 2015) es apropiada con el objetivo de reducción de déficit previsto.

“Consideramos que el incremento del gasto público debería mantenerse en torno al 0,3% en términos reales a partir de 2015”, apunta el Fondo, que admite que este “grado de contención del gasto es muy ambicioso en relación con las tendencias del pasado”.

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)

Twitter

España encabeza la recepción de inversión de la Unión Europea noticiasbancarias.com/economi…

Hace alrededor de 4 horas del Twitter de Noticias Bancarias vía NB_WordPress