Banco Sabadell amplía capital

No Comentado

El Banco de Sabadell se compromete a pagar 1 euro por 71.300 millones de  euros en activos que tiene la CAM a cambio de asumir el 20% de las pérdidas que se deriven de la CAM durante los 10 próximos años. El resto de las pérdidas será afrontado por el fondo de garantía de depósitos, que es el que cubre de una posible quiebra bancaria.

La ampliación de capital del Sabadell, entre las fechas 1-15 de marzo, consiste en cambiar 7 derechos por 3 acciones a cambio de 1,32 euros por acción. Eso significa que si un inversor del Banco Sabadell, tuviera 7.000 acciones, recibiría 7.000 derechos que podría cambiar por 3.000 acciones a cambio de 3,960 €.

Las ampliaciones de capital, ofrecen jugosas oportunidades para especular. Hay dos opciones, comprar acciones de Banco Sabadell a través de la ampliación de capital o a través de mercado. Vía mercado simplemente acudimos a comprar acciones de Banco Sabadell a 2,115€ precio del viernes, mientras que por medio de una ampliación de capital, podemos comprar derechos en el mercado a 0,319 euros. Comprando 7 derechos tenemos el derecho a pedir 3 acciones nuevas a 1,32 euros cada acción, es decir ((7*0,319)+(3*1,32))/3=2,064 euros por acción.

De momento el spread entre acciones viejas (2,115)  y nuevas (2,064) es de 2,40%. Los brokers estan autorizados a vender a mercado los derechos sobrantes o los derechos de los clientes que no acuden a la ampliación. Por este motivo, hay que estar atento a los últimos días, puesto que el spread entre acciones nuevas y viejas se suele ampliar por el efecto derecho. Por ejemplo, si el derecho cae a 0,10 euros la acción nueva tendría un precio de 1,55 euros por acción que compararíamos con la cotización de mercado para comprobar si el spread se ajusta o se desfasa.

Lo habitual, es que si la ampliación se suscribe totalmente, una vez dejen de cotizar los derechos, la posibilidad de arbitraje desaparece y los cuidadores recompran las acciones que les sirven para asegurar que la ampliación se cubre al 100%. En ese momento, las acciones pueden tener un tramo alcista interesante.

La operación consiste en comprar acciones nuevas si el spread es superior al 15% en algún momento durante los 3 últimos días de la ampliación, o simplemente comprar acciones nuevas si la acción tiene un arbitraje perfecto y se desploma junto con los derechos.

Las acciones nuevas, tienen un inconveniente. No cotizan durante unos días, y claro, si la subida previa a la emisión de acciones es sustancial, entonces podemos ver una venta masiva de acciones nuevas que afecte a la cotización. Este suceso suele afectar más a las pequeñas compañías que a las grandes, pero es un riesgo. Por lo tanto, si el spread no es muy sustancial, lo mejor a veces es comprar acciones viejas.

La otra posibilidad es comprar derechos y que estos suban enormemente en los últimos tres días, entonces los vendemos y a disfrutar las ganancias.

Si los derechos no se desploman durante los últimos tres días y el spread no es interesante entre acción nueva y vieja, entonces lo mejor es no hacer nada.

En : Bancos

Sobre el autor

Artículos Relacionados

Dejar una respuesta

Su dirección de correo no será publicada. Los campos requeridos están marcados como (requerido)

Twitter

El IEE prevé un crecimiento de la economía española del 3,3% en 2017 noticiasbancarias.com/economi…

Hace alrededor de 3 horas del Twitter de Noticias Bancarias vía NB_WordPress